• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Sergio Ramos: "Uno no no gana con la historia"

Sergio Ramos | AP

Sergio Ramos | AP

El segundo capitán del Real Madrid, explicó que la falta de carácter a la que se refirió tras el partido de ida de semifinales en Dortmund (4-1) era por la "intensidad y agresividad" que no tuvieron

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Sergio Ramos, segundo capitán del Real Madrid, explicó que la falta de carácter a la que se refirió tras el partido de ida de semifinales en Dortmund (4-1) era por la "intensidad y agresividad" que no tuvieron, y admitió que "con la historia" de pasadas remontadas no se gana.

"Cuando uno pierde como en Dortmund hay pocas cosas que explicar. A uno mismo le duele dentro y debe sacar su mejor versión mañana. Estamos al límite. Se nos va una final de Champions. Todos sabemos el escudo que llevamos en el pecho y que en la historia se han conseguido muchas remontadas, pero uno no gana con la historia. Hay que salir al campo y demostrarlo, respetando a un gran equipo como el Borussia", manifestó.

El segundo capitán blanco destacó la importancia que tendrá el ambiente que se está generando en el estadio Santiago Bernabéu en la búsqueda de levantar los tres goles de desventaja con los que llega el Real Madrid.

"El apoyo y la ilusión de la afición, la confianza que siempre nos ha mostrado son clave en un momento tan delicado y especial. Nos jugamos la vida en Champions, estar en la final. Hay ganas de que apoyen y que nosotros demostremos que se puede. Que se sientan identificados con la actitud del equipo. En fútbol puede pasar cualquier cosa pero hay que volver a casa con la sensación de haber muerto y dejado todo en el campo", afirmó.

Para Ramos las principales claves para remontar se basan en "actitud", "dar lo máximo", "estar concentrados", tener respeto a "un gran equipo", jugar "sin descuidarse porque una mínima falta de concentración te hacen gol" y mostrar el fútbol que el Real Madrid sabe hacer. En eso coincidió con José Mourinho. Por encima de la épica debe estar el juego.

"Lo que importa es el fútbol y donde hay que hablar es dentro del campo. Es un plus a nuestro favor jugar en casa sabiendo que vamos a tener una afición que va a ir a muerte desde el primer minuto. Hay que aprovecharlo, nos puede llevar en volandas, pero hay que salir mentalizados. Sabemos lo que no podemos hacer, como en Dortmund, y lo que sí podemos porque lo hemos hecho en otras ocasiones", dijo.

Ramos se mostró molesto por el incidente que tuvo en el aeropuerto de Dortmund con un aficionado que insultaba gravemente a los jugadores. "El chaval ese ya ha tenido su minuto de gloria. A pesar de que podamos tener un mal día y no jugar bien, no puede decir lo que dijo. Iba bebido y fui a calmarlo".

La Liga de Campeones es la espina clavada de Ramos en el Real Madrid. Apeló a lo anímico para valorar lo que pueden conseguir. "No hay mayor motivación que una final de Champions. Hay que valorar lo que cuesta llegar. Llevo ocho años aquí y no he tenido oportunidad de vivir una".

Para lograrlo, el defensa andaluz admitió que la plantilla tiene "ganas de revancha" e "ilusión" tras hablar todo a la cara. "Después del resultado del otro día reflexionamos y sacamos conclusiones bastante negativas. Estamos con ganas de buscar una remontada".

En el pasado hubo jugadores como José Antonio Camacho o Juanito que inculcaban al grupo el espíritu de remontada. Ramos no admitió que ha heredado ese papel pero sí dejó ver su importancia. "La forma de ser de cada uno y su carácter marca diferencia dentro del vestuario. No estoy para ponerme medallitas tras lo que pasó en Dortmund, peor sí nos hemos reunido y dicho las cosas claras".

"Una oportunidad como esta no sabemos si volveremos a tenerla. Hay a algunos a los que, por nuestra forma de ser, se nos reivindica ese papel más que a otros", admitió.

Si la eliminatoria llegase a penaltis, Ramos no dudó en asegurar que lo lanzaría, sin recordar el del Bayern de las últimas semifinales europeas. Y señaló los errores de la ida para no volver a cometerlos en el Santiago Bernabéu.

"Cuando hablé de falta de actitud me refería a intensidad, agresividad y ritmo de juego. En muchos partidos sí salimos ganando los duelos personales, metimos ritmo. Sabiendo lo que nos estamos jugando no debe haber problema pese a que somos conscientes de que el resultado es muy negativo pero vamos a hacer todo lo posible".

Por eso, sentenció dejando claro que el Real Madrid no gana por su historia. "Nadie gana con el escudo que lleva. Si no demuestras que quieres, estas convencido y metes intensidad, en el fútbol ni en ninguna profesión puedes hacer nada. No se puede volver a repetir. La vida te brinda oportunidades como esta para aprovecharlas. Si no pasamos debemos irnos a casa con la cabeza alta por haber dado todo, pero no como el otro día".