• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Recta a las letras Félix Doubront no pudo ¿Eduardo Rodríguez sí?

Doubront ganó 11 juegos para los Medias Rojas el año pasado | Foto AFP

Doubront ganó 11 juegos para los Medias Rojas el año pasado | Foto AFP

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Félix Doubront alguna vez consiguió todas las puertas abiertas en Boston. En 2012, su primera temporada completa, comenzó su faena en la rotación pero los Medias Rojas se beneficiaron poco de él como abridor.

Como relevista su éxito se reduce a 2013, cuando pudo brindar cuatro buenos relevos en la postemporada para ser parte de la conquista de los patirrojos en la Serie Mundial. Después de eso no pudo más y Doubront se encuentra en el sistema de ligas menores de los Azulejos, luego de un efímero paso por los Cachorros.

Doubront más que nadie sabe que Boston no es una plaza fácil. Que lanzar en el Fenway Park es un autentico sueño pero también puede convertirse en una pesadilla.

Los Medias Rojas en el 26 de julio de 2014 enviaron a Jake Peavy a San Francisco a cambio de dos lanzadores de ligas menores  y uno de ellos era el venezolano Edwin Escobar, prospecto de los Gigantes.

Cuatro días después Boston negoció con Baltimore entregando al relevista Andrew Miller por otra promesa del pitcheo, Eduardo Rodríguez, también nacido en la tierra de Simón Bolívar..

Ambos son abridores y sin querer iniciaron una competencia por llenar el vacío que dejó Doubront. Escobar picó adelante al recibir el primer llamado al equipo grande a finales de la pasada campaña. No obstante, la marcha de vargüense sufrió una pausa y actualmente está en lista de lesionados.

Rodríguez apenas recibió la primera oportunidad hace menos de un mes y ya ha sido portada de los principales diarios locales, convirtiéndose en una esperanza para un equipo lleno de vicisitudes.

El valenciano demostró ante Texas y, posteriormente, frente a Minnesota que puede subir al montículo y lidiar con el peso de la camiseta de los Medias Rojas. Es cierto que apenas son dos aperturas en las Grandes Ligas. Que será estudiado y deberá responder a los ajustes que hagan los rivales. Pero algo sí está claro: en ese brazo hay calidad.

El pitcheo venezolano ha tenido un selecto grupo de lanzadores zurdos. Cada uno ha brillado en diferentes épocas. Por supuesto, Johan Santana encabeza el batallón por sus 139 triunfos, los dos Cy Young y el juego sin hit ni carreras.

Luego está Wilson Álvarez, quien marcó pauta en los noventa con los Medias Blancas. También lanzó un no hitter. Asistió a un Juego de Estrellas, pero las lesiones perjudicaron el final de su carrera. Se retiró con 102 lauros, la quinta cifra más entre los escopeteros criollos.

Omar Daal también tuvo su momento, eso sí más corto que el de Santana y Álvarez. Llegó a ser pieza clave en la expansión de Arizona. Ganó 16 juegos en 1998 pero al año siguiente perdió 19 y solo sumó 4 lauros.  El zuliano decidió alejarse del beisbol estadounidense tras la temporada de 2003, cuando tenía 31 años de edad.

Rodríguez cumple con todos los requisitos para tomar el testigo de Santana. Su recta sobre pasa las 95 millas por hora y como armas secundarias tiene el cambio y la slider. Su control vale la pena resaltarlo..

Otorgó 169 boletos en 534.2 entradas de labor en ligas menores. Un promedio de 2.8 pasaportes por cada nueve innings. El descontrol fue uno de los factores que perjudicó a Doubront. Todo indica que Rodríguez no sufre de esos males.

Rodríguez tiene en sus manos la oportunidad de conseguir un boleto que lo lleve directo a la elite de los lanzadores de las Grandes Ligas. ¿Lo logrará?