• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Orozco se negó a perder el tiempo

Yohandry Orozco / EFE

Yohandry Orozco / EFE

El zuliano volvió a ser titular después de más de un año en el que trabajó para mejorar física y psicológicamente

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Yohandry Orozco no tenía claro cuando le iba a llegar la oportunidad que tuvo el viernes. Desde hace más de dos años, el zuliano ha entrenado cada mañana con la camiseta del Wolfsburgo pese a que en dos temporadas  no había superado los 400 minutos de juego. “El tiempo de Dios es perfecto”, repite, para explicar la razón por la que nunca bajó los brazos. Hace dos tardes, el técnico Dieter Hecking, premió su paciencia y el zuliano le respondió sirviendo el gol que le permitió a su equipo rescatar un punto.

“Es parte de uno, estar mentalizado y trabajar para esperar el momento. Eso es lo que hacia y creo que eso es lo importante, estar enfocado en los entrenamientos”, explicó el zurdo sobre como sobrellevó el tiempo sin jugar. Aprovechó para aprender alemán, con dos clases semanales y, sobre todo, para mejorar físicamente.

“Aquí no se trabaja con pesas pero sí hacemos muchos ejercicios. El equipo se divide en dos grupos, uno trabaja en el gimnasio el martes y el otro los miércoles, yo trabajaba en los dos”, contó. Los efectos los empezó a ver. “Me siento más fuerte, cuando tengo la pelota ya tengo la confianza para cubrirla, eso antes no lo hacía”.

Otro de las cosas que ha aprendido es elegir. Decidir en qué momento encarar a su rival y en cuál es mejor pasar la bola. “La idea es no perder la pelota, hacerla circular hasta encontrar el espacio”, explicó. Sin embargo, nada de eso podía mostrarlo si no le permitían entrar al campo. “Sin confianza no te atreves a nada”. Desde el viernes, eso parece haber empezado a cambiar. “Ahora debo seguir trabajando para volver a ser titular”.