• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Nadal, obligado a ganar dos partidos en Londres para mantener el número uno

El jugador español Rafael Nadal en Shanghái / AFP

El jugador español Rafael Nadal en Shanghái / AFP

El español aspira a conquistar por primera vez el torneo que pone fin a la temporada, en el que se presenta por sexta ocasión y en el que se medirá en el primer partido, mañana martes, con su compatriota David Ferrer

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El español Rafael Nadal está obligado a ganar al menos dos partidos en la Copa de Maestros que comienza este lunes en el O2 de Londres para defender el número uno de la ATP frente al serbio Novak Djokovic.

Nadal aspira a conquistar por primera vez el torneo que pone fin a la temporada, en el que se presenta por sexta ocasión y en el que se medirá en el primer partido, mañana martes, con su compatriota David Ferrer, y luego contra el checo Tomas Berdych y el suizo Stanislas Wawrinka, compañeros de grupo.

Si gana al menos dos de esos tres partidos, el mallorquín se asegurará la primera plaza del ránking, mientras que de otra forma tendrá que contar con los resultados de Djokovic en la Copa de Maestros y en la final de la Copa Davis, que Serbia disputa ante la República Checa a partir del 15 de noviembre en Belgrado, donde Nole puede sumar un máximo de 225 puntos.

Una única victoria de Nadal en Londres obligaría al serbio para acabar el año como número uno a ser campeón invicto en Londres y sumar los puntos de dos victorias en la Davis.

Si el español no lograra ganar un solo partido, Djokovic todavía tendría que ganar la Copa de Maestros para arrebatarle el número uno, si bien en ese caso podría perder un encuentro por el camino.

Nadal abrirá su participación en Londres mañana ante Ferrer, a partir de las 14.00 GMT, mientras que Djkovic se medirá contra el suizo Roger Federer, también mañana, a partir de las 20.00 GMT.

A sus 27 años, Nadal aspira a cerrar con buen sabor de boca una temporada en la que ha roto todos los pronósticos al ganar dos grandes torneos, Roland Garros y el Abierto de Estados Unidos, tras su regreso después de una larga lesión de rodilla.