• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Juventus los noqueó

Barcelona y Juventus son los dos únicos equipos en Europa que pueden ganar el triplete | Foto EFE

Barcelona y Juventus son los dos únicos equipos en Europa que pueden ganar el triplete | Foto EFE

Un gol del español Morata firmó el empate 1-1 con el que la Juventus dejó en el camino a Real Madrid y se clasificó a la final de la Liga de Campeones de Europa

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Álvaro Morata salió del Santiago Bernabéu ayer un poco confundido. Con la cabeza llena de sensaciones encontradas.

Por un lado, estaba la alegría enorme de haberse clasificado con sus compañeros de la Juventus a la final de la Liga de Campeones, pero, por el otro, la amargura de haber herido de muerte en la temporada 2014/2015 a un Real Madrid que volvió a experimentar esa desagradable sensación de que uno de sus hijos, un canterano, lo dejara sin nada.

Morata anotó ayer a los 57 minutos una diana definitiva, de esas que trajeron los fantasmas de Fernando Morientes y otros ex madridistas celebres, que expiaron la rabia de su salida por la puerta de atrás de la Casa Blanca de Chamartín con un gol lapidario y fulminante.

"Ha sido difícil, extraño", dijo el delantero después del partido sobre su gol, en el que se mezclaron la emoción por un gol importante con el cariño que le tiene al que fue su equipo durante varios años. "El fútbol y la vida es así", añadió.

Antes del tanto del español, quien además había anotado en la ida, el conjunto de Carlo Ancelotti había dominado el partido. Las ocasiones más claras fueron para ellos desde el inicio de un partido al que salieron enchufados, con muchas ganas de anotar temprano y buscar enfrentarse a su eterno rival, Barcelona, en la final de Berlín.

Apareció Buffón. El gol de Cristiano Ronaldo después de un dudoso penal que Giorgio Chiellini le cometió a James Rodríguez, parecía que encarrilaba el choque de titanes en la final de la competición.

Pero no se dio. Porque los blancos pudieron ampliarse ventaja y lo impidió un enorme Gianluigi Buffon. El veterano guardameta del conjunto juventino buscará su primer trofeo como campeón de Europa, justo en el mismo lugar en el que alzó el título más importante de su carrera.

Para él, Chiellini y Andrea Pirlo, volver a jugar en el Olímpico de Berlín será una sensación mágica. En 2006, justamente el año en el que la Juve se fue a la Serie B (la segunda división italiana) por un escándalo de amaño de partidos, “Gigi”, Pirlo y compañía levantaban el trofeo como campeones del mundo con la selección de Italia.

Desde entonces, el camino de la Vechia Signiora del Calccio fue duro, tortuoso, difícil. La reconstrucción los llevó a lograr cuatro Scudettos consecutivos, mientras blindaban su plantel con un grupo estelar de jugadores.

Llegó Pirlo, también lo hicieron Stephan Lichsteiner, Claudio Marchissio, y ni que decir de Carlos Tévez y Arturo Vidal.

Ahora, Chillini se reencontrará en Berlín con Luis Suárez, y volverán a la palestra aquellas imágenes del mordisco de Brasil 2014. También se enfrentarán Lionel Messi y Tévez, después de tanto que se ha hablado de la animosidad entre ambos en la selección argentina; o si de un duelo de mediocapistas que no deberían retirarse jamás se trata, Xavi Hernández y Pirlo darán un show particularmente especial.

Barcelona y Juventus son los dos únicos equipos en Europa que pueden ganar el triplete. La corona más deseada, la Liga de Campeones, será el colofón ideal para sus magnificas temporadas.

Un momento Allegri

Massimiliano Allegri aseguró después del compromiso que la Juventus mereció pasar a la final. “Ha sido un partido complicado. El Madrid tiene tanta calidad delante que si no mantienes la concentración te pueden marcar en cualquier momento. Hemos ido creciendo y en algunos momentos nos hemos equivocado en la elección final. Merecemos esta final porque los chicos han sabido mantener un equilibrio importante", declaró. 

"Hemos peleado mucho para llegar aquí y esto no acaba aquí. Queremos hacer historia y ganar la final", dijo Morata. “En una final, a partido único, no hay favoritos". "El Barcelona es un gran equipo, pero nosotros también", añadió.

Gianluigi Buffon, capitán del conjunto italiano, suscribió lo dicho por Morata. “No iremos a Berlín a hacer turismo. Uno no tiene tantas oportunidades de jugar una final de la Liga de Campeones, por lo tenemos que tratar de ganar", apuntó.