• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Miguel Montero cambió de swing

El careta grandeliga, Miguel Montero / EFE

El careta grandeliga, Miguel Montero / EFE

Con un ajuste en la mecánica de bateo, el toletero espera producir más desde el plato para Arizona

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Durante gran parte de la temporada anterior, Miguel Montero no se sintió cómodo con su producción ofensiva, lo que al final de la zafra se evidenció en sus registros totales, aún cuando igualó su tope de hits (130) e impuso una marca personal de carreras remolcadas (88).

Ante esa inconformidad por su actuación en 2012, el venezolano de los Cascabeles de Arizona llegó a los entrenamientos de primavera de este año con el firme objetivo de realizar algunos cambios y ajustes en su forma de batear.

En este spring training ha puesto a prueba esas modificación que le hizo a su ofensiva y, sin estar precisamente descollando, se siente más confortable con los resultados obtenidos y con la forma en la que se ha sentido en el home.

“Cambié unas cositas en el swing, en el bateo, buscando un poquito más de consistencia, de fuerza, una combinación de todo. Quiero bajar un poco más los ponches del año pasado, porque en 2012 me ponché demasiado”, dijo Montero en el complejo primaveral de los Cascabeles, en Scottsdale, Arizona.

El venezolano tuvo 130 ponches en 2012, su mayor cantidad en una campaña desde que debutó en grandes ligas, en la temporada de 2006, con la misma organización de Arizona.

“El año pasado, en los primeros dos meses y si se ve la primera mitad que tuve, me ponché en 90 y pico de veces y en la segunda mitad abaniqué 40 veces nada más, porque hice algunas cosas para mejorar”, expresó el careta, quien explicó: “Fueron unos ajustes que hice, porque hay veces en que me pongo a hacer el swing más largo y trato de darle muy duro a la pelota, entonces estoy tratando de recortar un poco más el swing y hacer un mejor ajuste para tener contactos más sólidos”.


Progreso paulatino. En lo que va de pretemporada. Montero solamente se ha ponchado en cinco de las 37 oportunidades en las que se ha parado en el home plate. “Ahora me siento bastante bien, pero todavía no estoy al cien por ciento del ‘timing’, en cuanto a la ofensiva se refiere, pero me siento bastante bien y una vez que comience la campaña la adrenalina y la mente cambia, porque es la competencia real”, expresó el receptor de los Cascabeles, que en este spring training tiene promedio al bate de .270, con un jonrón y cuatro carreras remolcadas.

Con las correcciones que ha hecho en su ofensiva, Montero se siente en una mejor posición para elevar su producción este año y ayudar a los Cascabeles a ganar, luego de toda la serie de cambios y contrataciones que hicieron durante el invierno, en el que de desprendieron de figuras clave como Justin Upton y Chris Young.

El venezolano confía en que el equipo esté listo para competir en la difícil División Oeste de la Liga Nacional, que hace dos años ganaron.

“El conjunto es bastante bueno, va a dar mucho de qué hablar. Es una divisa que tiene un pitcheo joven y sólido, porque tienen experiencia y son buenos. En la ofensiva tenemos muy buenos bates, es un equipo que pone la bola en juego, es un grupo que batalla, que no se va a ponchar tanto aunque tampoco, quizás, vaya a dar tantos jonrones como en el pasado, pero sí vamos a batear. Creo que tenemos buenas cosas para competir”, dijo Montero.


La Frase


“Estoy tratando de recortar un poco más el swing y hacer un mejor ajuste para tener contactos más sólidos”

Miguel Montero

Receptor de Arizona