• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Martín Pérez está preparado para someterse a la Tommy John

Pérez, de someterse a la Tommy John, volvería a las grandes ligas, en un año aproximadamente | FOTO AP

Pérez, de someterse a la Tommy John, volvería a las grandes ligas, en un año aproximadamente | FOTO AP

Este viernes se decidirá si el lanzador venezolano deberá pasar por el quirófano

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Cualquier lanzador que reciba la noticia que se perderá casi un año y debe pasar por el quirófano, seguramente le debe frustrar. Ese no es el caso de Martín Pérez; aunque no sabe todavía si debe someterse a la operación Tommy John, cree que es lo más conveniente para su carrera.

“Ya sabía de los exámenes preliminares, por eso cuando me dijeron de la gravedad de esto, lo tomé optimista”, esbozó el zurdo venezolano. “Creo que se trata de pruebas que nos manda Dios, para ver cómo las afrontamos. Después de las cosas malas, viene lo bueno. Además, estoy muy joven aún”.

Aunque será este viernes luego del mediodía, cuando se conocerá el veredicto, todo indica que el portugueseño tendrá que pasar por la conocida Tommy John. Incluso si la potestad estuviera en manos del nativo, ya tiene su posición bien clara: “Prefiero perder un año y volver desde cero como nuevo y enfocarme en el próximo año. Tengo un gran futuro por delante”.

Pero, Pérez está a la espera de la decisión que se tome este viernes en una teleconferencia en la que estarán, entre otros, su agente (Félix Olivo) y el presidente-gerente gerente general de los Rangers de Texas (Jon Daniels).

La otra alternativa es transfusión de sangre, que supondría estar al menos tres meses fuera, regresar probablemente en septiembre, pero con el riesgo de operarse a finales de 2014.

 

Desgarre avanzado. Luego de su última salida —10 de mayo—, el nativo manifestó sentir dolores en el brazo. En los exámenes posteriores se diagnosticó que un desgarre avanzado —entre el 40% y 60%— en el ligamento colateral ulnar del codo de lanzar.

“En las aperturas anteriores, sentía pinchazos típicos producto del cansancio, pero en esta ocasión comenzó con un dolor en el tríceps que se trasladó hacia delante”, relató el monticulista de 23 años de edad.

Aunque es impredecible en estos momentos, Pérez pudo haber lanzado varios encuentros de esta zafra con el ligamento ya roto.

El nativo, quien tiene un contrato garantizado por 12,5 millones de dólares hasta 2014, detiene su participación esta campaña, en la que cosechaba marca de 4-3 y efectividad de 4.38, además de dos lograr dos blanqueos seguidos. “Sé que esta era mi temporada de levantarme y mostrar todo. Ya no será así, ahora estoy mentalizado en el futuro”.