• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Al ruedo

Miguel Cabrera tratará de seguir demostrando su poder ofensivo / AP

Miguel Cabrera tratará de seguir demostrando su poder ofensivo / AP

Los dos equipos con mayor representación venezolana en los playoffs de las grandes ligas, Tigres y Gigantes, comienzan hoy su intento por avanzar a la Serie Mundial

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los equipos con más venezolanos en su nómina comienzan este sábado la andadura que pudiera llevarles a colisionar en una inédita Serie Mundial.

Los Tigres de Miguel Cabrera, Aníbal Sánchez, Omar Infante, Avisail García y Brayan Villarreal se medirán en el Comerica Park de Detroit con los sorprendentes Atléticos, los campeones de la división oeste de la Liga Americana.

Los Gigantes de Pablo Sandoval, Marco Scutaro, Héctor Sánchez, Grégor Blanco y José Mijares se enfrentarán entretanto a los Rojos, en el AT&T Park de San Francisco. La mitad de los 20 venezolanos que estarán en los rosters de postemporada se reparte entre ambas divisas.

Cincinnati también cuenta con una embajada nacional, gracias a Miguel Cairo y Dioner Navarro. Los últimos ajustes ampliaron la cifra récord de nativos en estos playoffs, sacando mayor margen respecto a los 17 que estuvieron presentes en la postemporada de 2007.

Los Bravos incluyeron en su nómina al catcher Jean Carlos Boscán, poco antes de su choque de comodines de ayer contra los Cardenales. El inesperado ajuste se debió a la merma física del receptor titular Brian McCann, que forzó a ubicar al veterano suplente David Ross como abridor del encuentro y usar un tercer puesto del roster para un mascoteador.

Los Nacionales aguardaron hasta último momento para presentar a sus jugadores. CSN Washington, MLB.com y el Washington Post coincidían en vaticinar que la receptoría suplente estaría en poder del venezolano Jesús Flores, en lugar de su compatriota Sandy León.

Pitcheo de primera

Los Tigres van a la lucha con una formidable rotación. El as Justin Verlander abrirá hoy contra Jarrod Parker y está disponible para un eventual quinto y decisivo choque, con Doug Fister mañana frente a Tommy Milone. Aníbal Sánchez tomará la pelota el martes, en Oakland, y será seguido el miércoles por Max Scherzer.

Detroit, con ese staff y el empuje de Cabrera y Prince Fielder, sólo necesita que el tambaleante relevo, especialmente el cierre de José Valverde, funcione bien para pensar en la serie de campeonato, la próxima parada antes de la Serie Mundial.
Los Gigantes y los Rojos también esperan protagonizar un duelo de buenos lanzadores, en los que Héctor Sánchez puede quechar dos veces, si Barry Zito es usado en un posible cuarto choque.

Johnny Cueto, uno de los más firmes candidatos para el premio Cy Young de la Liga Nacional, será el encargado de hacer los primeros envíos a Sandoval, Scutaro y compañía. El “perfecto” Matt Cain defenderá la trinchera de San Francisco ante una alineación poderosa, que da ventaja teórica a Cincinnati, debido a la paridad sobre la lomita que aparentan tener ambas escuadras, incluyendo sus muy seguros cuerpos de bomberos.

Una Serie Mundial con Detroit y San Francisco sería única. No sólo porque esas escuadras jamás han topado en la máxima instancia, sino también porque le daría a Venezuela otro récord para celebrar: una decena de representantes en el clásico de octubre.

Mañana los demás

Los Yanquis y los Nacionales deben esperar hasta mañana para romper fuegos en la postemporada, debido a que el miniplayoff de sus rivales fue programado para ayer. Freddy García estará en el bullpen de los neoyorquinos, con el as CC Sabathia sobre el montículo. Por Washington comenzará el cubano Gio González, el serpentinero más sobresaliente de ese club y uno de los responsables de que el mejor récord de las mayores se quedara en la capital estadounidense. Tanto los Yanquis como los Nacionales comenzarán como visitantes, debido a que tienen ventaja de campo. Eso les permitirá disputar en su casa los últimos tres duelos, si sus series llegan al máximo de cinco.