• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

José Pekerman, el constructor de sueños de Colombia

El argentino, de 64 años edad, sustituyó a Leonel Álvarez como entrenador

El argentino, de 64 años edad, sustituyó a Leonel Álvarez como entrenador

El seleccionador ayudó a que el equipo superara sus complejos y lograra la clasificación

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El entrenador argentino José Pekerman, que ayer condujo a Colombia a la primera victoria en su vuelta a los mundiales después de 16 años, es visto en el país andino como una suerte de constructor de sueños.

El rumbo de la selección de Colombia tuvo un punto de quiebre el 15 de noviembre de 2011 tras la derrota en Barranquilla por 1-2 ante Argentina. Y Lionel Messi, al marcar el gol de la remontada, fue un culpable indirecto del cambio.

Con la derrota llegó el pánico, se desataron las críticas mutuas y así se hizo insostenible la era del entrenador colombiano Leonel Álvarez.

Después de un análisis, la federación designó al ex seleccionador de Argentina para tomar las riendas de la selección e intentar conducir a Colombia de regreso a un Mundial.

Su exitosa experiencia con las selecciones juveniles de Argentina y luego con la absoluta en 2006 durante el Mundial de Alemania pesaron al momento de la elección.

Con pasado en Colombia por haber terminado su carrera de futbolista en el Independiente Medellín y ser padre de una colombiana, el técnico comenzó la reconstrucción con un debut esperanzador y victoria por 2-0 sobre México en Miami.

Desde entonces, Colombia comenzó a curar sus heridas, desterró sus complejos, afinó su idea futbolística y encarriló una clasificación que el año pasado le garantizó el derecho a disputar el quinto Mundial de su historia.

El portero David Ospina, los defensas centrales Mario Yepes, Luis Amaranto Perea y Cristian Zapata, los centrocampistas James Rodríguez, Juan Guillermo Cuadrado, Carlos Sánchez y Abel Agüilar, así como los delanteros Jackson Martínez, Carlos Bacca, Teófilo Gutiérrez y el estelar Radamel Falcao conformaron la base de esta "gran familia", como define a sus pupilos Pekerman.

"Me siento muy colombiano gracias al grupo, a pesar de mi historia previa con Argentina. Me emocioné mucho en este primer partido que significó mi segunda oportunidad en un Mundial", dijo el seleccionador de 64 años edad.

Asegura que Costa de Marfil y Japón, con los que próximamente jugará Colombia, son rivales de cuidado.

Superar el mejor resultado mundialista, los octavos de final de Italia 1990, aparece como el primer reto de un hombre que ha sabido reconstruir la ilusión de la selección de Colombia y sus fanáticos.