• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Italia estudia prohibir fumar en los estadios para la temporada 2013-2014

Cigarrillo

Cigarrillo

Lo ideal sería poner en práctica esta medida de forma simbólica en dos o tres estadios a comienzos de la próxima temporada, para ver cómo reacciona la afición

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Las autoridades italianas estudian estos días la posibilidad de prohibir fumar en los estadios, una práctica que ha pasado de estar presente en la totalidad de los espacios públicos a verse notablemente restringida siguiendo la tendencia de otros países del entorno europeo y de Estados Unidos.

El Observatorio nacional de las actividades deportivas, dependiente del ministerio de Interior italiano, aprobó ayer la propuesta que impediría fumar en los estadios donde se jueguen campeonatos a nivel profesional a partir de la temporada 2013-2014, según informan hoy los medios del país.

Sin embargo, para que esta prohibición se haga efectiva es necesario que la legislación cambie y desde el Observatorio consideran que es mejor consensuar la propuesta con los clubes, los propietarios de las instalaciones deportivas y los propios aficionados, antes de imponerla por la fuerza.

"Estamos esperando informaciones de todo el mundo para entender dónde y cómo viene aplicada la prohibición", ha dicho el presidente del Observatorio, Roberto Massucci, en declaraciones publicadas en el periódico romano "La Repubblica".

Como ejemplo de la aplicación de esta norma, Massucci recuerda que los estadios de Polonia y en Ucrania donde este año se disputó la Eurocopa eran lugares "sin humo".

Algunos de los países donde ya se ha puesto en marcha esta medida son Estados Unidos, Bulgaria, Finlandia, y también, de forma puntual, en otros países europeos como en ciertos campos de Inglaterra y en el propio Camp Nou del Barcelona, en España.

Según Massucci, lo ideal sería poner en práctica esta medida de forma simbólica en dos o tres estadios a comienzos de la próxima temporada, para ver cómo reacciona la afición, porque, aunque pueda imponerse a golpe de reglamento, queda en el aire la cuestión de cómo se hará cumplir en las gradas.