• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Gobierno de Rio de Janeiro se niega a demoler Museo del Indio

En este esacio, contiguo al estadio Maracaná, se jugará la final del Mundial-2014 de fútbol. La demolición del edificio estaba desde hace meses en el centro de una batalla judicial

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El gobernador de Rio de Janeiro, Sergio Cabral, renunció a demoler el antiguo Museo del Indio contiguo al estadio Maracaná, donde se jugará la final del Mundial-2014 de fútbol, anunció este lunes su servicio de prensa.

La demolición del edificio estaba desde hace meses en el centro de una batalla judicial.

"El gobierno de Rio ha concluido que es posible preservar el edificio", señaló un comunicado oficial, precisando que éste será declarado "monumento histórico".

"El estado ha escuchado las consideraciones de la sociedad respecto al edificio histórico, que data de 1862, analizó los estudios de evacuación del estadio y concluyó que podemos mantener el inmueble", añadió el comunicado.

El primer propietario del terreno, el duque de Sajonia, lo había donado para construir ahí un centro de investigaciones sobre los indígenas. El edificio abrigó en 1953 el primer Museo del Indio pero, en 1977, este museo fue transferido al barrio de Botafogo.

El edificio entonces fue abandonado, pero con los años familias indígenas comenzaron a vivir en su entorno.

El gobierno tomará medidas para que estas familias "invasoras", como los describió el comunicado, dejen el recinto, que compró en 2012 junto a edificios vecinos a un precio de 30 millones de dólares.

Los edificios vecinos serán demolidos para asegurar una circulación más fácil de personas en el entorno del Maracaná y la restauración del museo estará a cargo de quien obtenga la concesión del Complejo deportivo del Maracaná, explicó el gobierno.

El gobierno de Rio había anunciado hace unos diez días que iba a demoler el edificio para responder a exigencias de la FIFA sobre modernizar el barrio, pero el organismo municipal de la protección del patrimonio y la fiscalía de Rio se opusieron.

La Federación Internacional de Fútbol (FIFA) desmintió formalmente haber exigido la demolición del antiguo museo.

"Esto hace parte de todos los trabajos de reurbanización necesarios para responder a las exigencias de la FIFA, pero la FIFA no exige la demolición del museo en sí", reconoció en ese momento un portavoz del gobierno de Rio en declaraciones a la AFP.

El Complejo deportivo del Maracaná enfrentará una renovación completa para la Copa del Mundo-2014 y los Juegos Olímpicos de 2016.

Las 23 familias de indios que viven desde 2006 en el entorno del museo quieren transformar el antiguo edificio en la primera facultad indígena de Rio.