• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

El Emergente

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

¿Quién batirá las principales marcas ofensivas para un catcher venezolano? ¿Jesús Montero o Salvador Pérez? Se ha escrito mucho del potencial de Montero con el bate y aquí advertimos que puede convertirse en el primer receptor criollo con una cosecha de 30 jonrones en las mayores. Será entretenido ver el mano a mano que pudiera tener esta campaña con Pérez, el otro careta del patio que apenas comienza su trayectoria, pero cuyo futuro ya fue tasado en varios millones de dólares por los Reales. El de Guacara viene de una zafra completa con los Marineros y sacó 15 pelotas. El de Valencia todavía no disputa un torneo entero con Kansas City, pero ha dado muestras de que puede pisar fuerte.

¿Hasta dónde llegará Pérez con el madero? A la defensiva ya es dueño de la marca de más corredores sorprendidos en las bases por un catcher de los monarcas y su promedio de éxito ante quienes trataron de robarle almohadillas en 2012 fue 42 por ciento, el mejor en la Liga Americana. Pero es la combinación de defensa y ofensiva lo que puede hacer del carabobeño una súper estrella. Olviden su pasantía con los Tiburones; hay un ejercicio más entretenido para especular sobre sus números: proyectar a 162 juegos lo que ha hecho hasta ahora. No es un cálculo científico, pero ayuda a tener una idea. En un mundo ideal, en el que Pérez disputara todos los encuentros de los Reales y replicara exactamente lo que ha logrado, sumaría 20 vuelacercas, con 34 tubeyes, 82 anotadas y 85 empujadas. Son cifras más que atractivas, cuando proceden de alguien que defiende el plato y que, además, únicamente tiene 22 años de edad. Menos polémico resulta revisar la línea de producción del valenciano en las dos mitades que ha disputado. El beisbol es un deporte de porcentajes y los de él son brillantes: tiene .311 de average en 115 encuentros, con un promedio de embasado de .339 y .471 de slugging, con .810 de OPS. Sólo otros dos venezolanos han puesto un OPS superior a .800 en la gran carpa con al menos 400 apariciones legales antes de cumplir los 23 años de edad: Miguel Cabrera y Pablo Sandoval.

Las metas de Montero en 2013 son las mismas de Pérez, pues este también es un aspirante a convertirse en el primer receptor venezolano con una cosecha de 30 bambinazos. O en el segundo criollo que, a pesar de defender la posición más desgastante, consiga un campeonato con 100 empujadas, un logro que sólo ha podido completar Víctor Martínez. ¿Podrá hacerlo? Es un reto. A diferencia de Montero, que toda su vida ha sido considerado un potente bateador, Pérez creció en las granjas de los Reales como un hábil mascoteador, el número uno en toda la organización según Baseball America, cuando apenas estaba en clase A avanzada. De hecho, nunca mostró mucho poder en las menores, con .397 de slugging y .726 de OPS. También es cierto que a los 20 son muy pocos los que pueden batear con reciedumbre, lo que engrandece la huella de Cabrera. Mientras seguimos los pasos del nativo de Valencia con el madero, no descuidemos su trabajo con los aperos. No es común reventar a 42 por ciento de los robadores contrarios y mucho menos hacerlo a los 22 años de edad. Miguel Montero, que lideró la Nacional con 40 por ciento en 2011, subió a 42 por ciento la campaña pasada, a los 28 años de edad, la plenitud para un pelotero. El gran Baudilio Díaz nunca pasó de 40 por ciento. Sólo Henry Blanco ha puesto cifras mejores (y de hecho es, con 43 por ciento, el segundo mejor entre todos los peloteros activos de cualquier nacionalidad). ¿Podrá Pérez juntar la defensa de Blanco con un bateo estelar? Lo sabremos en 2013 y más allá.


@IgnacioSerrano
www.elemergente.com