• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Carlos González desató su poder en el derby de jonrones

Es la primera vez Carlos González que se lleva el trofeo

Es la primera vez Carlos González que se lleva el trofeo

El zuliano conectó 12 estacazos en la primera ronda, 11 en la segunda y 14 en la final, uno más que Miguel Cabrera, frente a un público que enloqueció con cada batazo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Carlos González se robó el show en el Festival del Jonrón Pepsi. Con un total de 37 jonrones, el grandeliga dejó atrás a Miguel Cabrera y Eliezer Alfonzo en la ronda final para quedarse con el título de la décimo cuarta edición.

“Súper contento de haber ganado, de poder participar delante de todos los fanáticos”, dijo González con trofeo en mano. “Cabrera y yo habíamos conversado antes, nos habíamos propuesto llegar a la final. Me la puso bastante difícil, pero me concentré para poder sobrepasar sus jonrones”

El jardinero de los Rockies de Colorado, le dedicó el y triunfo a toda la familia que lo acompañaba: esposa, madre y tíos.

La competencia.  Mario Lisson no pudo reeditar el título conquistado el año pasado. En su camino se interpuso un extraordinario despliegue de fuerza por parte de González, que para deleite del público despachó una docena de cuadrangulares. Lisson, pitado cuando entró a la casa de Leones, solo pudo sacar dos pelotas del campo.

Jairo Pérez recibió algunos consejos de su coach de bateo, Robert Pérez, en medio de su turno y luego pegó dos vuelacercas. Sin embargo, se quedó corto ante los cinco que soltó Eliezer Alfonzo.

El “Matatán” aprovechó la jornada para hablar sobre el buen momento que viven los Bravos de Margarita en la temporada. “Todo selo debemos a un señor que se llama Henry Blanco, un manager que sigue siendo como un pelotero, pendiente de cada uno de nosotros”.

Tal y como prometió días atrás, con cuatro vuelacercas José Altuve se impuso en la llave con Elvis Andrus, que en tres minutos no pudo dar grandes batazos.

En el cuarto enfrentamiento, Carlos Rivero también tuvo que recurrir al instructor de bateo de Cardenales. La charla le sirvió para despachar cuatro bambinazos, pero no hubo cambio de bate que valiera frente al poder descomunal de Alex Cabrera y sus 12 estacazos.

“Me contenta mucho volver a esta competencia después de tantos años. Todo el mundo me quería ver acá, participando”, aseguró el primer triple coronado de la pelota local.

Salvador Pérez la tuvo difícil. El Más Valioso de la Serie Mundial debió medirse a Miguel Cabrera y, como predijo el receptor, se quedó atrás con cinco cuadrangulares.  El rey venezolano de los jonrones en Grandes Ligas, fue recibido con una gran ovación por el público, que se mantuvo de pie durante todo su turno, donde mandó 11 pelotas a las gradas y carró la ronda de eliminación directa.

Mientras se determinaba el orden en que saldrían los bateadores para la segunda vuelta, los cantantes Servando y Florentino subieron a la tarima ubicada en la grada izquierda para mantener animados a los asistentes.

El primero en volver al plato fue el segunda base de los Astros de Houston, quien en esta oportunidad conectó siete bambinazos.

Previo a la justa, Altuve manifestó su entusiasmo por participar en la competencia. “Estoy muy contento de estar aquí con toda la fanaticada venezolana. Sabemos que no es como un quiere, jugando, pero siempre es grato que tu gente te vea y apoye”

Luego, Alfonzo despachó nueve jonrones, misma cantidad que sacó el inicialista de los Tigres de Detroit y que, además, dejó en el camino a Altuve.

“Car-Go” repitió la dosis de poder en la segunda vuelta para sacar la pelota en 11 ocasiones, cifra con la que aseguró su pase a ronda final. El “Samurai”, por su parte, no pudo avanzar de fase, pues solo conectó ocho vuelacercas.

Así, todo se redujo a González, Alfonzo y Miguel Cabrera.

El colíder jonronero de todos los tiempos en el beisbol profesional venezolano, sacó la pelota cinco veces. Mientras que el maracayero respondió al coro de “MVP” con 13 bambinazos, el turno más productivo de la noche.

Pero fue el jugador de los 40 estacazos este año en Grandes Ligas quien se adueñó de los vítores al despachar el jonrón número 14, que finalmente lo coronó.

“Nunca tuve duda de que podía ganar”, aseguró González. “Esa es la clave, creer que las cosas se pueden lograr”.