• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Bob Abreu está preparado para todos los escenarios

El Comedulce está de regreso en la gran manzana | FOTO AP

Abreu es el pelotero activo con más boletos recibidos en las grandes ligas | FOTO AP

El Comedulce entiende el rol que ejercerá en los Mets. Quiere ser instructor de bateo cuando decida colgar los spikes

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Bob Abreu admitió que el reciente ascenso a las mayores no le garantiza la titularidad con los Mets de Nueva York. Incluso, no es garantía para que se quede todo el año en el equipo grande. Por ello, ya a sus 40 años de edad, visualiza las situaciones en sus diversas dimensiones.

 

“Estoy preparado para todos los escenarios. Ya uno se prepara para cualquier cosa porque he pasado por varias en mi carrera”, relató el Comedulce, este martes, en una teleconferencia con motivo de su regreso a las grandes ligas, por primera vez desde 2012.

 

Aunque no puede predecir lo que ocurrirá en lo que resta de 2014, el aragüeño tiene metas definidas. “El escenario ideal sería el de permanecer todo el año arribar y ganar un anillo de Serie Mundial”.

 

Agregó que no puede prometer “redondear cifras” -como llegar a 400 robos (tiene 399, sin incluir el juego del martes), 2500 hits (2437)- porque no tiene un puesto a diario en el lineup. “Si esos números llegan, bienvenidos. Pero, no estaré de titular y no quiero prometer nada”, indicó.

 

El toletero zurdo confesó que lo primero que hizo al llegar al dugout de los Mets, fue ingresar a la oficina del estratega Terry Collins. “Me dio la bienvenida, yo lo conocía ya”. Y de esa conversación, el nativo salió convencido para el rol que fue traído: “Voy a ofrecer un bateador zurdo emergente con experiencia, esa es mi función, hay que asumirlo y estar preparado. Ese rol de cuarto jardinero y emergente, sobre todo por el lanzador en situaciones de presión, me va a mantener en acción prácticamente todos los días. Cuando estemos en la Americana, también estaría como designado”.

 

El llamado. Abreu fue inscrito el lunes en el equipo grande de los Mets, luego batear para .395 y tener un porcentaje de embasado de .489 la sucursal AAA (Las Vegas).

Rememoró el momento en que fue notificado del ascenso. Había culminado un encuentro de Las Vegas y estaba hablando con los venezolanos y compañeros de equipo, Wilmer Flores y Miguel Socolovich, y de pronto el manager Wally Backman interrumpió la conversación. “Vino a darme la noticia. Fue emotivo el momento, me contentó mucho”.

 

Agregó que no es lo mismo recibir ese tipo de llamados de la misma manera cuando era un novato que para estos tiempos, más cuando estuvo 17 temporadas seguidas en las mayores hasta 2012, y decidió tomarse un año “sabático”; aunado a que ya tiene y un curriculum con un Guante de Oro, y dos participaciones en Juego de Estrellas.

 

“El primer paso de uno al firmar al profesional es llegar y luego establecerse. Después, lo que viene es vivir cada momento”, esbozó el de Turmero. “Yo me siento bien, esto es simplemente una oportunidad para demostrarme que sí puedo”.

 

Futuro. Aunque no quiso dar un sí definitivo y comprometerse con una fecha, Abreu dio a entender que volverá a jugar en el invierno con los Leones del Caracas. “Veremos qué pasa acá para ver en qué fecha pueda estar allá”.

 

Admitió que estar en acción la pasada zafra con los melenudos, sirvió de puente para retornar a las grandes ligas. Incluso, su manager con los Leones -Dave Hudgens- funge de coach de bateo con los Mets, y fue quien lo recomendó al club neoyorquino.

 

Aunque está enfocado en salir a dar batazos cada vez que le den la oportunidad con los metropolitanos, el Comedulce ya visualiza su futuro cuando decida colgar los spikes. Quiere explorar la faceta de coach de bateo y dedicarle más tiempo a las Panteras de Miranda. “Quisiera ayudar a los jóvenes con lo que he aprendido, así como atender mis negocios”, puntualizó.