• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Benfica y Sevilla vuelven a cruzarse tras 57 años

El Benfica rinde homenaje a Eusébio | Reuters

El Benfica rinde homenaje a Eusébio | Reuters

El equipo hispalense logró entonces la primera de las ocho victorias sumadas ante rivales portugueses, frente a los que además ha cosechado cinco derrotas y tres empates

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Sevilla, que se medirá al Benfica en la final de la Liga Europa este miércoles en Turín (Italia), jugó ante los lisboetas en su debut en una competición continental, hace 57 años, y desde entonces no han vuelto a emparejarse.

El equipo hispalense logró entonces la primera de las ocho victorias sumadas ante rivales portugueses, frente a los que además ha cosechado cinco derrotas y tres empates.

En la ida de la primera eliminatoria de la Copa de Europa de la temporada 57-58, todavía en el viejo campo de Nervión, el Sevilla venció en septiembre de 1957 por 3-1 al Benfica gracias a los goles de Pahuet, Antoniet y Pepillo, mientras que Francisco Palmeiro hizo el tanto visitante, y pasó ronda al defender con éxito (0-0) su renta en la vuelta.

En la presente edición de la Liga Europa, el equipo de Unai Emery ha dejado en la cuneta a otros dos rivales portugueses: en la fase de grupos se midió con el Estoril, al que ganó por 1-2 en Portugal (donde Bruno Miguel marcó para los locales, mientras que Vitolo y Gameiro lo hicieron para los visitantes) y empataron a uno en Sevilla con tantos de Gameiro y Rubén Fernandes.

El Oporto fue el adversario en cuartos de final de los sevillistas, que perdieron por la mínima en estadio Do Dragao (marcó Mangala) pero remontaron en el Sánchez Pizjuán con una goleada (4-1) firmada por Rakitic, Vitolo, Bacca y Gameiro, mientras que Quaresma anotó muy al final el gol de los lusos.

Recientemente, el Sevilla cayó sus dos últimos enfrentamientos frente a equipos portugueses: en la ronda previa de la Liga de Campeones 2010-11 fue eliminado por el Sporting de Braga, que le ganó los dos encuentros, 1-0 en la ida (con gol de Matheus) y 3-4 en la vuelta (gracias de nuevo a Matheus y a un triplete del hoy benfiquista Lima, contra los tantos de Luis Fabiano, Navas y Kanouté).

Esa misma temporada, en la Copa de la UEFA, el Oporto se proclamó campeón tras eliminar en dieciseisavos de final a los sevillistas gracias al triunfo por 1-2 logrado en el Sánchez Pizjuán (marcaron Kanouté, Rolando y Guarín) que el conjunto dirigido por Gregorio Manzano no remontó en la vuelta pese a vencer por la mínima (con gol de Luis Fabiano).

Los cuatro partidos anteriores del Sevilla contra conjuntos del país vecino, se saldaron con triunfos, todos en la Copa de la UEFA: frente al Sporting de Braga, en la temporada 2006-07, la de su segundo título, en la fase de liguilla con el resultado de 2-0 (tantos marcados por Luis Fabiano y Chevantón); y también un año antes, cuando se proclamó campeón por primera vez, batió al Vitoria de Guimaraes (3-1 con dos goles de Saviola y otro de Adriano).

En la campaña 2004-05, los jugadores entrenados por Joaquín Caparrós se midieron en la primera eliminatoria al Nacional de Madeira y lograron ganar los dos partidos: 2-0 en la ida con tantos de Julio Baptista y Sergio Ramos, que marcó esa noche su primer tanto como jugador profesional; y 1-2 en la vuelta, con dianas de Jesuli y Renato.

La primera derrota sevillista frente a un adversario luso llegó en la primera ronda de la Copa de la UEFA del ejercicio 83-84, con Manolo Cardo en el banquillo y frente al Sporting de Lisboa, que arrancó un empate en el Sánchez Pizjuán (1-1, con tantos de Magdaleno y Fernandes) y se impuso por 3-2 en Lisboa con un gol en la prolongación anotado en propia meta por Antonio Álvarez.