• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

El Balón de Oro debe definir su identidad

Cristiano Ronaldo ha tenido una excepcional recta final de año, que lo llevan a tener los mejores números individuales | FOTO AFP

Cristiano Ronaldo ha tenido una excepcional recta final de año, que lo lleva a tener los mejores números individuales | FOTO AFP

Cristiano Ronaldo, Messi y Ribéry lucharán por el galardón, cada uno con argumentos distintos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El reinado del argentino Lionel Messi, premiado por FIFA como el mejor jugador desde 2009 hasta 2012 podría detenerse este año. Aquejado por una lesión, el argentino no fue el goleador de otros años, pese a eso, su equipo siguió cosechando títulos. Sus números individuales en este 2013 no son tan buenos como los del portugués Cristiano Ronaldo, ni los de su equipo tan brillantes como los del Bayern Munich del francés Franck Ribéry, sus dos grandes rivales de acuerdo a las casas de apuestas, en la batalla por el Balón de Oro que se entregará el próximo 13 de enero en Suiza.

¿Quién ha sido el mejor jugador de 2013? La pregunta no es sencilla de responder y depende de la perspectiva desde donde se tome.


Argumentos. Si el camino para elegir al ganador es el de los números individuales, la candidatura de Cristiano Ronaldo no tiene rivales. El portugués anotó el martes tres goles que llevaron su cuenta a 67 en lo que va de año. Varios más que los 45 de Messi y más del triple de los 20 que ha hecho Ribéry. El francés, por su posición en el campo, aporta más en la creación del juego por lo que acumula 23 asistencias aunque la diferencia es bastante corta con Cristiano (21) y de Messi (19).

En su candidatura, el portugués agrega haber sido el mejor goleador de la pasada Liga de Campeones con 12, el argentino que fue el mejor artillero de la liga española mientras el francés fue coronado por la UEFA como el mejor jugador del torneo.

Si el criterio es colectivo, Ribéry no tiene oposición. El francés fue el jugador más importante del Bayern que ganó la Bundesliga, la Copa alemana, la Liga de Campeones y la Supercopa de Europa, en un año fantástico en el que apenas perdió un partido oficial, contra España por la eliminatoria al Mundial, al que clasificó por el repechaje.

Messi fue el único de los tres que selló su boleto a la Copa del Mundo de manera directa, sin embargo, con el Barcelona solo pudo ganar la liga española y la Supercopa de ese país, dos títulos de menor rango al lado de los logrados por Ribéry.

No obstante, Cristiano, sin títulos en 2013, ya sufrió la mayor ponderación de los números individuales el año pasado, cuando pese a ganarle la liga española a Messi, perdió el galardón al no contar con tan buenos números como los del argentino. Esta vez, ese criterio le favorece.


Método. Para elegir al ganador, FIFA organiza una votación en la que participa el capitán, el seleccionador y un periodista de cada país. El año pasado, se contabilizaron votos de 172 países distintos, aunque el organismo reconoce oficialmente a 207 naciones como miembros.

En un universo tan diverso, el carácter mediático también tiene un peso determinado como muestra que entre los 172 capitanes, el 93,1 de los votos para el primer lugar fue para jugadores del torneo español: Messi, Cristiano Ronaldo, Casillas, Benzema, Iniesta, Xavi, Falcao, Xabi Alonso o Sergio Ramos.

Sin un favorito claro, el universo de votantes debe establecer cuál es el criterio para elegir al mejor jugador del año y determinar así, la verdadera identidad del premio. Si es el de los números individuales, Cristiano debe ser el ganador. Si se pondera la importancia en los logros de su equipo, Ribéry debería ser el galardonado. Messi, indiscutible en otros años, es la tercera opción esta vez.


Peculiaridades

Al ser una votación, el elemento subjetivo pesa. Así, el español José Antonio Camacho, quien el año pasado votó como seleccionador de China, eligió a tres compatriotas. Lo mismo que el DT sueco, Erik Hamren, quien dio su primer voto a Zlatan Ibrahimovic, o el colombiano Jorge Luis Pinto, quien como seleccionador de Costa Rica votó por su paisano Radamel Falcao. Un caso curioso es el de Sudán del Sur, en donde ni el capitán ni el seleccionador votaron por Messi o por Cristiano Ronaldo.