• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

Mariano Rivera: “quiero que el beisbol se juegue de una manera limpia”

Rivera quiere erradicar a los esteroides de la pelota | FOTO AFP

Rivera quiere erradicar a los esteroides de la pelota | FOTO AFP

Varios grandeligas alzaron sus voces en favor de sanciones más fuertes para aquellos que usen sustancias prohibidas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los jugadores consiguieron lo que querían. El mensaje es que no está bien hacer trampa de ningún tipo, que eso no se tolerará y que ellos mismos deben asumir un papel activo en el esfuerzo por erradicar del beisbol las sustancias de crecimiento para aumentar el rendimiento.

Los peloteros quieren que los "tramposos" sean castigados. Están a favor de sanciones más drásticas. Estuvieron furiosos el año pasado cuando Ryan Braun se escapó de una suspensión y aplaudieron cuando el toletero de Milwaukee fue suspendido por el resto de esta temporada.

"Creo que es algo que probablemente debió ocurrir el año pasado", dijo el bateador designado de los Rangers, Lance Berkman a mlb.com.

Las actitudes de los jugadores posiblemente no hayan cambiado mucho en la última década. Probablemente nunca haya habido un momento en que la mayoría de los peloteros estuvieran consumiendo sustancias para aumentar el rendimiento.

Lo que sí ha cambiado es que los jugadores están hablando sobre el particular. Ya son cosa del pasado los tiempos en que la Asociación de Jugadores luchaba a cada paso contra los esfuerzos por implementar pruebas antidopaje.

"Simplemente quiero asegurar que el juego se realice de una manera limpia", dijo el cerrador de los Yanquis, el panameño Mariano Rivera.

Agregó lo siguiente David Murphy, jardinero de los Rangers: "Para los que no hemos hecho trampa, es difícil ver esto".

Mientras estén involucradas personas competitivas, habrá algunas que buscarán la manera fácil, por más macabra que sea. Pero el beisbol de grandes ligas tiene el mejor programa de pruebas en esta tierra. También están trabajando juntos en este esfuerzo los jugadores y los dueños. La suspensión de Braun es una victoria para los peloteros, porque éstos procuraron que se escucharan sus voces.

Los jugadores se molestaron cuando el dominicano Melky Cabrera cumplió una suspensión de 50 juegos y luego consiguió un contrato de dos años y $16 millones de los Azulejos. Ahí es que los jugadores empezaron a expresar su apoyo por castigos más fuertes para los que salen positivos en primera instancia. Viene eso, al igual que vienen más suspensiones por la Clínica Biogénesis.