• Caracas (Venezuela)

Deportes

Al instante

El Tata Martino es el elegido

Martino será el cuarto entrenador argentino del Barcelona, después de Helenio Herrera, Roque Olsen y César Menotti | FOTO EFE

Martino será el cuarto entrenador argentino del Barcelona, después de Helenio Herrera, Roque Olsen y César Menotti | FOTO EFE

El ex seleccionador de Paraguay y técnico de Newell’s Old Boys firmará un contrato por dos años con opción a un tercero

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La junta directiva del Barcelona debe validar la propuesta de Andoni Zubizarreta, director deportivo de la entidad, y ratificar la elección de Gerardo "Tata" Martino, nacido en Rosario, el 20 de noviembre de 1962, como sustituto de Tito Vilanova al frente del Barcelona.

El argentino firmará por dos años con opción a un tercero. Tras la renuncia al cargo por razones de salud del entrenador catalán el viernes pasado, el aparato deportivo buscó sustituto a contrapié y operó con presteza. Tras descartar diferentes opciones, en la terna quedaron los nombres de Luis Enrique, entrenador del Celta; Martino, sin equipo tras desvincularse de Newell’s Old Boys y  Andre Villas-Boas, estratega del Tottenham.

Zubizarreta puso con fuerza el nombre de Martino; Luis Enrique generaba algunas complicaciones contractuales difíciles de desenredar y Villas-Boas salía muy caro, porque su cláusula de rescisión alcanzaba los 14 millones de euros. Martino solo puso facilidades y su opción fue ganando peso con el paso de las horas.

Martino llegará con dos o tres colaboradores -las fuentes varían pero parece seguro que Jorge Pautasso le acompañará como ayudante y Elvio Paolorroso se incorporará al equipo de preparadores físicos-.

La apuesta de Zubizarreta ha contado con un buen aval, porque por mucho que no se le pregunte, saber que Lionel Messi sonríe al escuchar el nombre de Martino es mucho. Cuenta la leyenda que el padre de Leo se hizo seguidor fascinado por el talento de ese 10 fino y elegante que llenó el Parque de la Independencia de talento y buen fútbol en la década de los ochenta.