• Caracas (Venezuela)

Copa América 2015

Al instante

Un Tango en Viña

Romero y Tévez fueron los héroes de la victoria de Argentina EFE

Romero y Tévez fueron los héroes de la victoria de Argentina EFE

Argentina dominó todo el encuentro pero no fue capaz de batir a David Ospina durante 90 minutos. Desde el punto de penal, la última responsabilidad fue para el Apache Tévez

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En el fútbol se considera que la ronda de penales obedece a un juego de lotería, pues, en el encuentro de ayer de cuartos de final entre Argentina y Colombia, el resultado favorable a la albiceleste desde el punto de pena máxima, fue un asunto de justicia divina. El equipo de Gerardo Martino avanzó a la semifinal de Copa América tras igualar a 0 en los 90 minutos, pero salieron airosos en los 12 pasos. 

En un partido que no quería terminar, incluso en la ronda de penales, la definición del encuentro vino en los pies de Carlos Tévez, un jugador que no formó parte del equipo subcampeón de la última cita mundialista, pero que se reencontró con su camiseta y con su selección, para vencer a un guardameta que se mostró imbatible, como el neogranadino David Ospina. 

Durante el tiempo regular, el conjunto dirigido por Gerardo Martino llevó la propuesta de juego ante un rival cafetero que exhibió un juego muy distante a las expectativas. Lionel Messi proponía e iba hacia delante, aunque el balón no se desprendía de sus botines. Pastore intentaba conectar con algunos de sus compañeros cerca del arco que defendía Ospina, pero el gol nunca llegó. 

Entretanto, Colombia intentó de manera infructuosa quitarle la pelota a un rival que se mostró superior. José Pekerman buscó replantear la estrategia al sacar al delantero Teófilo Gutiérrez en la fracción 24 por el volante Edwin Cardona. 

No obstante, el resultado fue el mismo, Argentina en camino al ataque, y la oncena tricolor aguantando el embate. 

Ospina fue el responsable de alargar el juego para los cafeteros. El guardameta fungió como un gladiador en el arco, y en reiteradas ocasiones le negó el gol a los rioplatenses. 

Ambos directores técnicos agotaron sus tres cambios pero el marcador permaneció inmutable hasta que se cumplió el tiempo reglamentario. 

En la tanda de penales, permaneció la igualdad. Messi batía las redes y James Rodríguez hacía lo propio. Si Luis Muriel fallaba, Lucas Biglia también. 

En el cobro 7, Jeison Murillo no pudo batir a Sergio Romero que hizo recordar sus días en el mundial. La escena quedó servida para el finalista de la liga de campeones con la Juventus. 

Carlos Tévez no se intimidó ante la presencia del gran Ospina y con un tiro por el medio, pudo reivindicarse ante la historia y demostrar que es una pieza de gran valor para su combinado. 

El Apache tal como es conocido, se llevó la última imagen con el gol y la celebración. 

En la ciudad del espectáculo en Chile, Tévez terminó bailando el tango y Argentina gana la gaviota para acceder a la semifinal. Ahora, la albiceleste espera el ganador de hoy entre Brasil y Paraguay.