• Caracas (Venezuela)

Comer y Beber

Al instante

El pescado fresco y sin escamas en casa

Green Fish trabaja con otras menos conocidas pero cada vez más valoradas por el consumidor local | Foto: @greenfishccs

Green Fish trabaja con otras menos conocidas pero cada vez más valoradas por el consumidor local | Foto: @greenfishccs

Green Fish comienza a despachar el producto seis horas después de su captura y lo entrega en las cocinas de su clientela descamado, fileteado, congelado y empacado al vacío

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Daniel Verde recibe a primera hora del día el pescado que capturan quienes faenan entre Arrecife y Chuspa. Lo hace en el local de Green Fish –nombre de su emprendimiento– en el Mercado Municipal Pesquero del Puerto de La Guaira, mejor conocido como El Mosquero. Seis horas después comienza a despacharlo a una clientela  compuesta por restaurantes y particulares de Caracas. 

El pescado llega descamado, fileteado, congelado y empacado al vacío, con el gramaje y el corte solicitado.  ¿Ventajas? “Facilita el trabajo, reduce la merma, las exigencias de espacio físico para su almacenaje y los pasivos laborales, y permite optimizar los procesos de auditoría en los restaurantes”, asegura Verde, antes de referirse a lo que más valoran las amas de casa: que llega limpio a sus cocinas y en presentaciones de dos unidades, entero, en rueda o en filetes.

¿Variedades? Además de especies tradicionales –mero y pargo– Green Fish trabaja con otras menos conocidas pero cada vez más valoradas por el consumidor local.

Entre ellas Verde menciona la cojinúa, que gusta por su sabor y por el buen resultado que ofrece al horno, frita o curada en azúcar y sal;  el chivo, del que se aprovecha un filete blanco y firme, ideal para ceviches; el dorado, que se valora sobre todo por su sabor poco agresivo y por sus lomos, que  llegan sin piel; el medregal, de carne firme, ideal para parrilla; y el pez espada, manjar que ofrece en churrascos, para parrilla u horno.

¿Más? Cocochas y carrilleras de mero; ventresca, ojos y quijadas de atún; moluscos, crustáceos y bivalvos; huevas, en paquetes de medio kilo;  y pescado kosher, con aleta, agallas y escamas.

Verde, que aprendió en el País Vasco a procesar pescado y comprobó que basta respetarlo para realzar su sabor, valora mucho a la clientela que ha hecho en dos años de trabajo. “Está compuesta por cocineros locales, comprometidos con el producto nacional, y por muchas amas de casa que no dudan en aprovechar cada una de las llamadas que hacen a Green Fish, para pedir alguna receta”, dice Verde, que también es cocinero.

El dato

Pedidos: (0414) 336 5162;  (0414) 215 6882; www.greenfish.com.ve

Redes: IG @GreenFishCcs

FB  Greenfishccas