• Caracas (Venezuela)

Ciencia y Ambiente

Al instante

Venezuela es pionera en investigación aplicada con células madre

 Las células madre hematopoyéticas pueden convertirse en toda la gama de células rojas y blancas | Cortesía

Las células madre hematopoyéticas pueden convertirse en toda la gama de células rojas y blancas | Cortesía

Las más usadas actualmente son las que se obtienen de los huesos de la cadera

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La Unidad de Terapia Celular del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (Ivic) es la única de su tipo en Latinoamérica que ha avanzado a la fase clínica de la experimentación con células madre, realizando hasta el momento 15 tratamientos gratuitos para regeneración de huesos con fracturas con el apoyo del Hospital Universitario de Caracas.

Tras un recorrido por sus instalaciones, el ministro del Poder Popular para Ciencia, Tecnología e Innovación (Mppcti), Manuel Fernández, aseguró sentirse impactado por los resultados obtenidos y el beneficio que dichos avances representan para la sociedad. “Me voy con un montón de novedades así que debemos seguir visibilizando al pueblo el quehacer de la ciencia” dijo.

Asimismo, resaltó el papel del Estado en el desarrollo de la plataforma científico-tecnológica que requiere la nación en este momento histórico en particular. “Donde haya carencias, conectarnos. Donde haya potencialidades, empujarnos. Donde haya logros, mostrarlos. Y para eso hemos venido a la Unidad de Terapia Celular del Ivic, un excelente ejemplo de cómo se vincula la investigación básica y la investigación aplicada con la realidad del país en medicina regenerativa” explicó.

El director del Ivic, Eloy Sira Galíndez, calificó de visión deseada el hecho de que la investigación básica, orientada y aplicada completen el círculo con los pacientes resolviendo problemas puntuales de salud, como lo es el tema de la regeneración ósea.

Otra vida De los 15 pacientes intervenidos con células madre, 7 están totalmente curados y el resto se encuentra en evolución. Durante la visita a la Unidad de Terapia Celular del Ivic se presentaron los casos exitosos de los jóvenes Yohan Hernández y Óliver Hernández.

Con 14 años de edad y residente de Charallave, estado Miranda, Yohan fue diagnosticado con seudoartrosis congénita de tibia y le habían recomendado la amputación de su pierna en vista de 12 infructuosas operaciones; hoy día está curado. Óliver, por su parte, tiene 12 años de edad y vive en la ciudad de Maturín, estado Monagas. También sufre de seudoartrosis congénita de tibia y luego de pasar por 7 operaciones fallidas, se le implantaron células madre hace un año y ha respondido satisfactoriamente.

El primer implante de células madre hecho Venezuela se llevó a cabo en 2010 en un paciente de 83 años de edad con doble fractura en su tibia y peroné. Para ello, se usaron células madre del propio paciente. El tratamiento resultó en la cura completa al regenerar el hueso afectado.

“No tiene precio salvar la pierna de un niño o de cualquier paciente que requiera tratamientos de este tipo. A corto plazo, la Unidad de Terapia Celular del Ivic empleará células madre obtenidas de tejido graso” comentó Cardier.

El Ministerio del Poder Popular para la Salud (Mpps) conoce los procedimientos clínicos con células madre realizados por la Unidad de Terapia Celular del IVIC, inaugurada formalmente en 2008 bajo la coordinación del investigador José Cardier, médico inmunólogo con amplia trayectoria profesional y miembro del Comité para Terapias Celulares del Mpps.
Estudios en curso

De acuerdo con Cardier, solamente el trasplante de médula ósea (células progenitoras hematopoyéticas) es reconocido a nivel mundial como el único tratamiento regenerativo con células madre. En líneas generales se ha avanzado en el uso de terapias con células madre para regeneración de piel, hueso y córnea y se espera que sean aprobadas a mediano plazo.

“En el IVIC hemos realizado, conjuntamente con el Servicio de Traumatología del Hospital Universitario de Caracas, implantes en hueso y rodilla. En la actualidad, la Unidad de Terapia Celular del Ivic está en capacidad de realizar 40 casos al año de pacientes que requieren regeneración ósea, siendo la demanda mucho mayor a nivel nacional” aclaró.

El especialista aprovechó la oportunidad para recordar a la comunidad que el único uso autorizado mundialmente de células de sangre de cordón umbilical es para trasplante de ciertos tipos de cáncer, posterior a los tratamientos de quimioterapia. Asimismo, insistió en la importancia de crear en Venezuela un banco de sangre de cordón umbilical público, de manera que todo aquel que lo requiera pueda tener acceso gratuito a células madre obtenidas de esta fuente.

Las células madre son un tipo de célula con la habilidad de generar todos los tipos de células del organismo. También conocidas como stem cells o células troncales, las células madre están presentes en todo el organismo, siendo una fuente potencial para la reparación de tejidos según lo demuestran los experimentos realizados con animales.

Actualmente, la Unidad de Terapia Celular del Ivic desarrolla 6 proyectos de investigación y aplicaciones en el área de células madre para regeneración de hueso en fracturas que no curan (seudoartrosis); regeneración de cartílago de rodilla; regeneración de piel con posible aplicación en pacientes con quemaduras; regeneración de córnea. Así mismo, lleva estudios experimentales preclínicos para regeneración del sistema nervioso y uso de células madre de mucosa olfatoria para diagnóstico en fases tempranas de la enfermedad alzheimer.

Piso legal Cualquier actividad con células madre es regulada por la Ley sobre Donación y Trasplante de Órganos, Tejidos y Células en Seres Humanos, publicada en la Gaceta Oficial Nº 39.808 del 25 de noviembre de 2011. Específicamente, se busca reducir la especulación y sancionar el ejercicio irresponsable de la medicina cuando involucre el uso de células madre con fines terapéuticos, de investigación o de docencia.

En dicho instrumento legal se impide expresamente el pago o cobro de dinero por participar como paciente en ensayos clínicos o tratamientos experimentales con células madre. Cabe destacar que la Unidad de Terapia Celular del IVIC  participó activamente en la elaboración del articulado referente al uso de células madre en Venezuela.

“Tenemos 8 años denunciando las estafas en el país por parte de profesionales que recomiendan el uso indiscriminado de células madre” informó Cardier.