• Caracas (Venezuela)

Ciencia y Ambiente

Al instante

Irán paralizado por las mayores nevadas en décadas

Las provincias de Mazandarán y Gilán, en la costa del Mar Caspio, son las más afectadas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Parte de la zona norte de Irán permanece paralizado tras seis días consecutivos de nevadas que han causado cortes de electricidad y carreteras y han aislado a miles de personas.

Las provincias de Mazandarán y Gilán, en la costa del Mar Caspio, son las más afectadas en lo que la prensa local califica de las mayores nevadas en varias décadas, en las que la nieve ha llegado a una altura de dos metros en algunas localidades.

Esta semana, cerca de medio millón de hogares de Mazandarán se quedaron sin suministro eléctrico, mientras que unos 240.000 sufrieron cortes de agua y miles perdieron el suministro de gas, según la cadena de noticias local de la provincia.

El ministro de Energía, Hamid Chitchian, y el de Carreteras y Desarrollo Urbano, Abas Ajundi, se desplazaron ayer a la zona para coordinar la ayuda.

Chitchian aseguró hoy que el suministro eléctrico y de agua ha sido restaurado en todos los pueblos y ciudades afectados, a excepción de ocho pueblos en el oeste de Mazandarán, informó la agencia de noticias ILNA.

El portavoz de la Compañía de Gas Nacional de Irán, Mayid Buyarzadeh, ha pedido a los residentes del centro del país que traten de reducir su consumo de gas para evitar cortes en los hogares del norte, más afectados por el frío, informó hoy la agencia local Fars.

El comandante del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica, general Mohamad Ali Aziz Yafari, ha enviado una treintena de batallones a ayudar a la población más afectada en Mazandarán y Gilán, informó el diario conservador iraní Qanun.

También se han registrado problemas por el temporal en otras provincias del norte del país, como en Ardabil, donde un millar de personas han tenido que ser rescatadas por los servicios de socorro y decenas fueron hospitalizadas por daños sufridos por el temporal.

En el Kurdistán iraní, 500 pueblos y ciudades quedaron aislados esta semana tras bloquearse cientos de carreteras y caminos en la provincia, de los cuales 350 accesos ya han sido despejados, según declaró el director de Conservación de Carreteras provincial, Mohammad Rashed Modarres Goryi, informó hoy la agencia nacional IRNA.

Más de 250 personas y 130 máquinas trabajan intensamente solo en esa provincia para volver a conectar a la red de carreteras a los 150 pueblos que continúan aislados.

En algunas zonas se han disparado los precios de los bienes básicos debido al temor a la escasez.