• Caracas (Venezuela)

Ciencia y Ambiente

Al instante

Descartan fenómenos "El Niño" o "La Niña" en el verano y otoño del hemisferio norte

"Es muy probable que las anomalías de la atmósfera y la temperatura de la superficie del mar sigan conservando unos valores neutros hasta finales de 2013", señaló la Organización Meteorológica Mundial (OMM)

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Las posibilidades de que se forme un fenómeno de "El Niño" o "La Niña" en el Pacífico tropical durante los próximos meses -del verano y otoño en el hemisferio norte- "son escasas" y es probable que estas condiciones neutras se mantengan el resto del año.

Así lo comunicó la Organización Meteorológica Mundial (OMM), al explicar que, en los dos primeros meses de este año, la temperatura de la superficie del mar descendió hasta alcanzar un estado cercano al de un episodio de "La Niña", pero las condiciones atmosféricas características de tal episodio se dieron sólo brevemente.

Ello implica que no duraron lo suficiente para ser considerado un episodio débil del fenómeno atmosférico.

"Es muy probable que las anomalías de la atmósfera y la temperatura de la superficie del mar sigan conservando unos valores neutros hasta finales de 2013", señaló la OMM.

En este sentido, indicó que "menos de un cuarto de los modelos estudiados predicen un episodio débil de 'La Niña' en el periodo de junio a septiembre, mientras que menos de un quinto predice que se forme un episodio de 'El Niño' en 2013".

Además, la agencia científica de la ONU señaló que "El Niño" y "La Niña" no son los únicos factores que condicionan las características climáticas a escala mundial, por lo que se deben evaluar condicionantes climáticos locales.

Los Servicios Meteorológicos e Hidrológicos Nacionales y otros organismos seguirán vigilando las condiciones que se dan en el océano Pacífico tropical y en el océano Índico.

"El Niño" se caracteriza por temperaturas inusualmente cálidas en el centro y el este del Pacífico ecuatorial, mientras que "La Niña" provoca temperaturas oceánicas inusualmente frías.

Ambos fenómenos pueden llegar a durar varios meses y son los responsables de cambios significativos de la circulación atmosférica y de la precipitación en diversas regiones.

El impacto de "El Niño" es mundial y se ha asociado a fenómenos como la sequía en Australia, Indonesia y zonas del noreste de América del Sur, y las intensas lluvias en Ecuador y Perú.

La particularidad de "El Niño" reside también en que ningún episodio es igual a otros anteriores y en que varía en función de la época del año en que se manifiesta.