• Caracas (Venezuela)

César Tinoco

Al instante

La ley secreta de Fecafasv

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

 

El miércoles 13 de abril, a las 2:35 pm, según consta en su cuenta de Twitter, la Federación Nacional de Cajas de Ahorro de Venezuela (Fecafasv) informaba que había sido aprobado el punto de cuenta presentado en la Asamblea Nacional para iniciar el proceso de discusión de la nueva ley que regula el Sistema Nacional de Cajas de Ahorro, Previsión y Ahorro Popular, patrocinada por la misma Fecafasv, e invitaba a todas las cajas de ahorro a una rueda de prensa que se realizaría el 21 de abril en el edificio sede administrativo de la Asamblea Nacional, donde daría a conocer todos los “detalles” sobre la nueva ley. El portal de Fecafasv, por su parte, exhibía una invitación similar firmada por su director ejecutivo, José Ramón Sevilla. Por cierto, la invitación exigía la presentación, como requisito de asistencia, de la cédula de identidad laminada.

El martes 19 de abril, a la 1:13 pm, según consta nuevamente en su cuenta Twitter, en pleno feriado nacional y dos días antes de que se conociera la sentencia del Tribunal Supremo de Justicia con las nuevas limitaciones inconstitucionales para la Asamblea Nacional, Fecafasv anunciaba la suspensión de la rueda de prensa en virtud de “un cambio en la agenda parlamentaria”.

Ahora bien, la mencionada sentencia se conoció el jueves 21 de abril, ¿Estaba dateada Fecafasv?, ¿hubo ciertamente un cambio en la agenda parlamentaria?, ¿aprobó la Asamblea Nacional el punto de cuenta para iniciar la discusión de la nueva ley?

El caso es que Fecafasv anda por allí proponiendo una nueva ley que hasta el momento desconocemos los ciudadanos: ¿por qué es mala la ley vigente?, ¿por qué es buena la nueva?, ¿por qué mantenerla secreta y no colocarla en su portal, por ejemplo, para hacerla pública y para ser leída por los ciudadanos?, ¿por qué solicitar la cédula de identidad laminada para asistir a una rueda de prensa en donde el director ejecutivo de Fecafasv presentaría la ley?, ¿por qué hacer la conferencia de prensa en la sede administrativa de la Asamblea Nacional y no en la sede de Fecafasv?

Según cifras de la superintendencia de cajas de ahorro (www.sudeca.mpf.gob.ve) al cierre del ejercicio de 2012 existían poco más de 1.200 cajas de ahorro con más de 800.000 asociados, ¿caben los 1.200 representantes de las cajas de ahorro en el sitio donde tendría lugar la rueda de prensa?, ¿cuál era el verdadero propósito de la rueda de prensa de Fecafasv?

Percibo, amigos lectores, que estas actuaciones de Fecafasv están alejadas de la transparencia que conduce a la confianza en dicha institución. No olvidemos que hace menos de un año, en mayo de 2015, Fecafasv dirigió una carta abierta al presidente Nicolás Maduro ante “la grave situación económica que afectaba al país”.

Allí, en lugar de pedirle al presidente la toma de medidas para revertir tal situación –el crimen, la recesión, la inflación y la escasez–, le pedía más bien permiso para el bachaqueo financiero, al solicitarle la creación de una “institución financiera especializada”, misma en la que proponía colocar los ahorros de los ciudadanos, ahorros los cuales esperaba fueran “recompensados” de manera efectiva.

En esa oportunidad Fecasfav se encontró con la oposición de los ciudadanos quienes, luego de 17 años, conocen el “modus operandi” del gobierno: detrás de todo ente especializado siempre hay un “negoción”, en esta oportunidad, el ahorro de los ciudadanos mediante. Ese intento de Fecafasv fracasó y ahora viene a la carga de nuevo con una ley que nadie conoce y que mantiene en secreto.

Desde esta perspectiva, Fecafasv, en lugar de lucir apolítica, tal y como reza el texto descriptivo en su cuenta Twitter, luce como un apéndice del PSUV que no solamente persigue minimizar la posibilidad de que su propuesta de ley sea adversada sino también que su texto normativo sea enriquecido por recomendaciones y sugerencias de los ciudadanos. Tal parece que para Fecafasv los ciudadanos somos enemigos a los que hay que derrotar mediante la marramucia rápida y la emboscada legal.