• Caracas (Venezuela)

César Tinoco

Al instante

¡La burra es negra!

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:


Hemos visto y estamos viendo, como en 17 años en el poder, el chavismo ha manipulado y ocultado cifras en todos los órdenes. ¿Podría ser la excepción a esta heurística la Pdvsa quebrada de todos?

Nada más teniendo en cuenta el famoso Teorema de Bayes, enunciado por allá en 1763 por Thomas Bayes en su trabajo An essay towards solving a problem in the doctrine of chances, y conociendo la situación financiera de toda empresa gerenciada por el chavismo, expropiada o no, desde Sidor hasta Agroisleña pasando por las areperas bolivarianas, Venirauto, el Banco Industrial de Venezuela, el Instituto Municipal de Crédito Popular, el plan de los 100 días de la agricultura, los innumerables planes de (in)seguridad, etc., la probabilidad de que los estados financieros de Pdvsa vengan a propósito manipulados para reflejar una realidad distinta nunca podría ser baja: en el chavismo, y en tal sentido, toda probabilidad asignada a eventos es "a priori".

La organización estadounidense ACFE (Association of Certified Fraud Examinators) publicó recientemente su estudio de fraude global 2016 denominado Report to the Nations on occupational fraud and abuse (http://www.acfe.com/rttn2016.aspx). Entre los hallazgos encontrados está este: "Las auditorías externas de los estados financieros fueron el control antifraude aplicado con mayor frecuencia; casi 82% de las organizaciones de nuestro estudio fue sometido a auditorías independientes. Del mismo modo, 81,1% de las organizaciones tenía implementado un código de conducta". Sin embargo, con todo y auditoría externa y código de conducta, el fraude ocurrió.

De los casos estudiados en Latinoamérica y en el Caribe, 63,8% de quienes incurrían en fraude tenían como mínimo un grado universitario, 88,2% eran de sexo masculino, 25,2% eran dueños o ejecutivos y 36%, gerentes. En relación con las unidades donde ocurrió el fraude, las que ocuparon los tres primeros lugares fueron contabilidad con 17,3% de los casos, la alta gerencia con 16,4% y ventas con 14,5%.

Por allí también está el trabajo de Guevara y Cosenza (2004) titulado "Los auditores independientes y la contabilidad creativa: estudio empírico comparativo", una de cuyas conclusiones es la siguiente: "Cabe destacar que, de los resultados obtenidos en nuestra investigación, uno de los más importantes fue la aceptación, por parte de los auditores encuestados, de su fuerte y directa participación en el proceso de contabilidad creativa. Según los auditores encuestados, resulta frecuente su participación en el diseño de las más convenientes prácticas creativas para su cliente, atendiendo a una exigencia expresa de los más altos directivos y ejecutivos de la entidad bajo auditoría...".

Así lo anterior y las graves fallas que han tenido lugar en el pasado no tan lejano y reciente, los procesos de auditoría independiente realizados por prestigiosas firmas como la desaparecida Arthur Andersen (casos Enron y WorldCom), KPMG (caso FIFA) y Ernst & Young (caso Toshiba), han llevado a la utilización de procedimientos especializados para detectar el fraude financiero-contable. Tales procedimientos se agrupan con un mismo nombre: auditoría forense.

La data mining o minería de datos es uno de esos procedimientos utilizados en la auditoría forense: consiste en la extracción no-trivial de información previamente presente en las cifras y potencialmente útil para el minero o para terceros, por ejemplo, en juicios o controversias legales.

Pues bien, con base en una de las herramientas de la data mining, dirigí un trabajo de investigación en los estados financieros de Pdvsa. En dicho trabajo, utilizamos los estados financieros desde 1990 hasta 2014. ¿Y saben qué, estimados lectores? ¡Bingo!

Los resultados obtenidos sugieren que hay indicios de manipulación contable en los estados financieros de Petróleos de Venezuela Sociedad Anónima, auditados por KPMG, particularmente desde el año 2003 en adelante.

 c.e.tinoco.g@gmail.com