• Caracas (Venezuela)

Carlos Aguilera

Al instante

Una revolución bolivarista

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

“Con mi nombre se quiere hacer en Colombia el bien y el mal, y muchos lo invocan como el texto de sus disparates”. Simón Bolívar.

 

El nombre y la figura del Libertador han sido utilizados indebidamente por quienes han pretendido populista y demagógicamente sacarle provecho, y así lo recoge la historia a lo largo de nuestra vida republicana. Pero jamás como en el presente, por quienes desde su formación en la Academia Militar hicieron uso de su nombre para darle forma y contenido a su programa político, supuestamente revolucionario pacífico y democrático como propuesta para el cambio, a cuyo frente se encontraba el teniente coronel (Ej) Hugo Chávez Frías, quien luego de haber estado detenido por dos años, tras el fallido golpe del 4 de febrero, fue indultado por el presidente Caldera, tras lo cual se apartó de la izquierda insurreccional para ubicarse en el llamado “bolivarianismo revolucionario”. A partir de entonces el nombre de Bolívar sería utilizado incansablemente hasta los días de hoy, en el marco de una revolución socialista, marxista y por ende comunista.

Lo irónico el caso es que en su nombre y desde que se enquistaron en el poder hace 17 años, los socialistas criollos de nuevo cuño no han honrado el nombre de Bolívar, y por el contrario lo han pisoteado a más no poder, contradiciendo el espíritu de su ideario y pensamiento. Ocuparía mucho espacio, para describir una por una todas las tropelías que en su nombre han cometido, en manifiesta oposición a los principios morales y éticos inculcados por el Padre de la Patria. Uno de ellos se explica por sí solo, en el preámbulo del presente artículo.

De bolivariano no tiene absolutamente nada el socialismo del llamado siglo XXI, razón por la cual su propio mentor Heinz Dieterich, quien además fue asesor del extinto comandante galáctico, se divorció del proceso pues en el transcurso del tiempo mostró poco interés en la transformación en el marco institucional, de los actores políticos, económicos y sociales, lo cual impidió una dinámica y sana relación, que perdura hasta los actuales momentos. Privó más el alto grado de concentración del poder, en una Estado que manejaba grandes recursos provenientes del negocio petrolero, lo cual generó en consecuencia una élite corrupta nada bolivariana, pero sí bolivarista, que ha erosionado no solo las arcas del Estado, sino también el desarrollo democrático de la vida nacional.

La gente suele preguntar con cierta ironía, cuando escucha al inquilino de Miraflores ponderar sobre las bondades de la revolución y de manera particular cuando se refiere a la corrupción que dice combatir su gobierno: ¿A cuál revolución bolivariana se refiere Maduro? Y no dejan de tener razón, porque los hechos demuestran que de bolivariana no tiene absolutamente nada, por lo que explicamos en párrafos anteriores, pero sí de “bolivaristas”, porque sus actores, aquellos que se rasgan las vestiduras en defensa de la mal llamada revolución socialista y bolivariana, marxista por más señas y comunista para completar, han enriquecido sus arcas a costa de los dineros del Estado. Abundan los casos, muchos de ellos del conocimiento público por el descaro con el que exhiben sus nuevas fortunas y modos de vivir. La lista de los nuevos ricos chavistas mejor conocidos como “boliburgueses” es extensa, por lo que solo nos limitaremos a citar algunos casos.

  • ¿Puede un programa en el canal del Estado, Venezolana de Televisión, generar fabulosos ingresos como es el caso de Miguel Pérez Pirela, conductor de Cayendo y Corriendo, como para poseer una lujosa camioneta Hummer, cuyo precio supera los 50 millones de bolívares? Menos mal que no ganó las elecciones del pasado 6 de diciembre en el Zulia.
  • Odebrecht, empresa brasileña, utilizó un fondo de reserva para pagar parte de la campaña del presidente Hugo Chávez: 35 millones de dólares, afirmó la publicista Mónica Moura, esposa y socia del comerciante Joao Santana, reseñó el diario O Globo. ¿Quién o quiénes recibieron el dinero por tal concepto, que es ahora cuando sale a la luz pública, debido a presuntos sobornos en el gobierno de Lula?
  • Siemens AG es la empresa de ingeniería más grande de Europa. Después de reconocer repetidas actividades corruptas acaba de ser condenada a pagar la inmensa suma de 1.600 millones de dólares en Estados Unidos y Alemania. La empresa admitió haber sobornado a funcionarios públicos de Bangladesh, Argentina, Rusia y Venezuela –cuatro de los países más corruptos del mundo–, además de haber actuado de manera corrupta en Francia, Turquía e Irak, durante el mando de Saddam Hussein. La empresa, con sede en Munich, usó doble contabilidad y documentación falsificada para esconder los sobornos dados a funcionarios de los países arriba mencionados. ¿Los beneficiados en Venezuela? Ni la fiscal general de la República ni la Contraloría General de la nación, han emitido pronunciamiento alguno sobre el particular.
  • La Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional, aprobó iniciar una segunda investigación por supuestos hechos de corrupción en el gobierno socialista del siglo XXI. Los diputados indagarán qué ocurrió con 230 millardos de dólares que se liquidaron a través de Cadivi y Cencoex entre 2003 y 2014 para la importación de bienes y servicios (principalmente alimentos y medicinas) y de los cuales, denunció el diputado Ismael García, más de 60% terminó en empresas de maletín.
  • El banquero venezolano residido en Estados Unidos Leopoldo Castillo Bozo ha sido señalado en ese país por el delito de terrorismo. Castillo Bozo, quien también era dueño del banco Banvalor, se encuentra prófugo de la justicia venezolana y tiene orden de captura de la Interpol. A Castillo se le acusa de haber cometido un fraude financiero para lograr la adjudicación ilícita de bonos por parte del Banco Central de Venezuela.
  • Hay 49 personas detenidas en la fase inicial de la “Operación ataque al gorgojo”, por la corrupción de distribución de alimentos en los 53 abastos Bicentenario del país. Además de irregularidades en la red de Mercal, Pdval y otras, lo cual evidencia que la corrupción marcha a “paso vencedor” en la revolución socialista.
  • Efraín Antonio Campos Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas, sobrinos de la primera combatiente, Cilia Flores, fueron detenidos por la policía en Haití en noviembre de 2015, y entregados a agentes de la Administración de Control de Drogas, bajo cargos de narcotráfico. Desde el 10 de noviembre están detenidos en la Centro Correccional Metropolitano de Nueva York, y la tercera audiencia se realizará el 10 de marzo próximo.

La crisis ha llegado a tales extremos que no hay dólares para reactivar la producción, y tampoco los hay para el sector privado que adeuda a los proveedores extranjeros 12.000 millones de dólares, ante la negativa del gobierno de procurarles los dólares a través de Cadivi. Toda una tragedia que día a día se acrecienta, a tal extremo que en los actuales momentos el gobierno está solicitando un préstamo de 5.000 millones de dólares a la banca internacional, mientras que por otra parte, Maduro dice que no “acepta ninguna imposición de la AN”, al referirse a la Ley de Producción Nacional. ¿Cómo puede un país marchar en medio de una brutal anarquía?

La nación se encuentra urgida de una inmediata transformación, dadas las precarias condiciones sociales, políticas y económicas que impiden su pleno desarrollo. La mayoría de los venezolanos somos conscientes y estamos convencidos de que es necesario y urgente un cambio que haga posible alcanzar las soluciones y transformaciones que eviten una debacle total, y se alcance con éxito la reconducción de los destinos del país, hoy en manos de quienes desde hace 17 años lo han llevado al más cruento deterioro social, económico, político y militar.