• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

La polarización enturbia convivencia en los barrios

Vecinos de Petare, Antímano y Mamera han sido agredidos verbalmente y algunas casas han sufrido daños

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Actualmente pensar distinto al otro implica riesgos en los sectores populares, donde varias familias han dejado de protestar con cacerolas y fuegos artificiales por temor a ser víctimas de hechos violentos. En comunidades como la Zona 10 del barrio José Félix Ribas de Petare, El Morro, Mamera y Carapita, algunos habitantes han sido agredidos verbalmente por no comulgar con la corriente política de sus vecinos.

El caso de la ex sindicalista Elvia Rojas es un ejemplo de cómo la polarización está haciendo cuesta arriba la convivencia en los barrios de Caracas. La fachada de su vivienda, localizada en la Zona 10 del barrio José Félix Ribas de Petare, exhibe muestras de violencia pintadas con grafitis desde el lunes en la madrugada. Estar identificada con el candidato de la oposición, Henrique Capriles Radonski, fue la causa de la agresión. Lo mismo sucedió con un vecino de la misma tendencia, pues maltrataron su vehículo.

"Tengo toda mi vida viviendo aquí y nunca me habían atacado de esta manera, es un fraude lo que está pasando en el país. Antes el barrio era rojo rojito, pero yo que fui líder de un comando familiar de oposición y me consta que ya no es así", manifestó Rojas.

La mujer tiene identificado a uno de sus vecinos como una de las personas involucradas en los ataques que sufrió su casa: "Durante la campaña y en el día de las elecciones él pasaba por aquí vestido de rojo en una moto para gritar consignas oficialistas. Desde que mi casa está así no lo he visto más, ni a ninguno de mis conocidos".

Diferencias en Carapita. Maritza Ruiz, habitante del barrio San José de Petare, desde hace varias semanas no se habla con una vecina -que asegura- la agrede verbalmente cada vez que la ve: "Merezco respeto, tenga la tendencia política que tenga.

Esa señora, que tengo identificada con nombre y apellido, cuando me ve en la bodega, o en el jeep, grita que yo les pagué 1.000 bolívares a los vecinos para que votaran por Capriles".

Las denuncias de supuestos ataques a sedes de centros asistenciales, realizadas por representantes del Gobierno, han sido otro punto de quiebre en la convivencia. Uno de los primeros casos que salió a la luz pública fue el de la supuesta agresión contra el Centro de Diagnóstico Integral localizado en Piedra Azul. Sin embargo, en un reportaje publicado el 18 abril en El Nacional se constató que esa sede no fue atacada.

Familiares de José Ponce, de 44 años de edad, señalaron que no le atribuían la muerte del hombre a ningún bando político.

Vecinos del barrio de La Dolorita de Petare protestaron ayer a las 3:00 pm en el casco histórico de esa parroquia para asegurar que el Servicio de Rehabilitación Integral, situado en la Escuela Ubaldo Lira, no sufrió daños tal y como lo denunciaron representantes del Gobierno.

Piden diálogo. Gabriela Sojo manifestó, en nombre de sus vecinos, que es necesario que las autoridades dialoguen para solucionar diferencias políticas. Aseguró que en la comunidad hay fallas que deben ser atendidas con urgencia.

"Es irresponsable que desde el Gobierno se hagan esas declaraciones. Los vecinos, tanto opositores como chavistas, sabemos que lo que pasó en el SRI fue que estalló un aire acondicionado dos días después de las elecciones. Pero el centro de salud está funcionando con normalidad. No es justo que gastemos energías en política cuando en realidad es necesario que se invierta en seguridad y en asfaltado, que tenemos más de un año pidiéndolo, para mejorar las calles", advirtió.