• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

Plan Catia en La Silsa aún permanece en papel

Plan de transformación integral del barrio La Silsa en Caracas / William Dumont

Plan de transformación integral del barrio La Silsa en Caracas / William Dumont

En los espacios de la antigua Lechería construirán 210 apartamentos, distribuidos en dos torres; y la plaza Cacique Catia, donde terminará el bulevar

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

En La Silsa las expectativas son altas. En el sector de la parroquia Sucre esperan una transformación integral de su hábitat. Un proyecto de construcción de viviendas más la ampliación del bulevar de Catia para que se extienda 900 metros desde la avenida Atlántico hasta la antigua Lechería La Silsa, donde terminará el paseo peatonal en una nueva plaza que llamarán Cacique Catia.

Los proyectos anunciados el lunes por el presidente Nicolás Maduro aún no comienzan. Adolfo Fernández, vocero del Consejo Comunal Nuevas Generaciones e integrante de la Comuna Bolivariana y Revolucionaria La Silsa, informó que las 210 viviendas contempladas por el proyecto como parte del Plan Catia serán distribuidas en dos torres, construidas en el estacionamiento de la antigua Lechería. Al otro lado de la fábrica -en otro lugar que servía como estacionamiento- ubicarán la nueva plaza.

Hasta ahora, las iniciativas continúan en papel. Fernández aclaró que aún están a la espera de los fondos y tampoco tienen conocimiento de la compañía que ejecutará la ampliación. “Todo el proyecto contará con el apoyo de las Empresas de Producción Social (EPS) de La Silsa. Acá tenemos una bloquera, carpintería, herrería, comedor, fábrica de zapatos y estamos en proceso de constituir una EPS de construcción”.

Los beneficiarios de los apartamentos, distribuidos en dos torres, tampoco han sido definidos. El representante de la comuna señaló que para optar a una de estos apartamentos es necesario estar inscrito en la Misión Vivienda, haber sido censado por el Consejo Comunal de su zona y postulado por la asamblea de ciudadanos, y luego el gabinete de hábitat y vivienda de la comuna realiza la asignación. Indicó que son prioritarios los habitantes de los sectores Tercer Plan de La Silsa, Las Taparitas y Segundo Plan de La Silsa por ser las áreas más vulnerables del sector.

Ada Paiva es una de las habitantes de Catia que espera resultar favorecida con una vivienda, trabaja en el comedor de la comuna y dice haber sido censada por el Consejo Comunal hace seis años. “Mis hermanos y yo estamos inscritos. Todos esperamos recibir un techo”, afirmó Paiva.

La primera fase del plan para La Silsa contempla la sustitución de 100 viviendas; para ello convertirán la lechería en un “albergue comunal”, por eso esperan la rápida adjudicación a cinco familias damnificadas que todavía viven en el edificio.

“Estamos acondicionando el sitio para reubicar a las familias cuando se realicen las demoliciones”, aseguró Fernández.

Los trabajos de ampliación del bulevar tampoco han comenzado.

Recursos insuficientes

El Plan Catia es un proyecto de reordenamiento urbano de la parroquia Sucre. Lo desarrollo la Alcaldía de Libertador de la mano de Fundacaracas. Además de la construcción de viviendas, contempla la ampliación y rehabilitación de espacios emblemáticos como el teatro Catia, el mercado municipal, el bulevar y la plaza de Pérez Bonalde.

Para Franco Micucci, profesor de Arquitectura en la Universidad Simón Bolívar y representante de la fundación Espacio, estas iniciativas son bienvenidas, aunque aboga porque las intervenciones no se realicen de manera aislada, sino que respondan a una visión general. “Hay que tener en cuenta cuál es el proceso de gestión de esos recursos, pues el tema de los barrios continúa acéfalo. Existen muchas instituciones responsables, pero no hay ninguna que las coordine. Lo más importante en este sentido sería recuperar y actualizar la política de habilitación física de barrios, diseñada en 1999”, subrayó. Micucci agrega que los 58 millones de bolívares aprobados para desarrollar los planes en La Silsa no son suficientes en términos de resolver todas las necesidades que tiene la comunidad.

Rehabilitación de viviendas

La semana pasada se aprobaron, vía presupuesto participativo, 500.000 bolívares para la rehabilitación de 50 viviendas. Esto también incluye la implementación de estrategias de mitigación de riesgo por medio de la estabilización de taludes, rehabilitación de caminerías, torrenteras y veredas.

Maduro aprobó recursos para planes de transformación de barrios en otros sectores como La Pastora, Antímano, San Bernardino, El Valle, Coche y El Recreo, que suman 773.302.542 bolívares.

Elisa Silva, representante de la fundación Espacio, agrega que en los planes para los sectores populares es prioritario que se desarrollen proyectos para el manejo integral de desechos sólidos y recuperación y saneamiento de quebradas.

En los planes para La Silsa participaron 14 consejos comunales. Silva destacó la importancia de que la comunidad participe pues “nadie conoce un territorio y sus necesidades mejor que la propia comunidad”.