• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

La arremetida de la GN en el sureste de Caracas se dio sin mediar palabra

La arremetida de la GN en el sureste

La arremetida de la GN en el sureste

Justo 10 minutos después de iniciada la cadena del presidente Nicolás Maduro, un contingente de al menos 60 militares en moto disolvió las protestas que mantenían trancadas las principales vías del sureste de Caracas: la autopista Francisco Fajardo a la altura de Santa Fe, Prados del Este y La Trinidad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

A las 8 y 10 pm un grupo de motorizados del barrio Las Minitas -aledaño a las urbanizaciones Santa Fe y Santa Inés- alertó a los manifestantes que habían trancado la autopista de Prados del Este desde las 2 pm, de la inminente llegada de un contingente de efectivos Guardia Nacional con el objetivo de disolver la protesta. Nadie les creyó y protesta continuó. “Minutos después, justo después de que Maduro comenzara la cadena, llegó un grupo de más de 100 efectivos motorizados”, dijo Daniel, vecino del sector El Güire, que no quiso dar su apellido para proteger a su familia.

El contingente –que algunos señalan estaba compuesto por no más de 60 funcionarios motorizados- bajó por la urbanización de Los Campitos y se apostó en la bomba de gasolina a la entrada de Santa Fe. “De inmediato comenzaron a lanzar bombas lacrimógenas en dirección a los manifestantes. Ni se bajaron de las motos”, dijo Lourdes Díaz, vecina de Santa Inés. Cerca de 150 personas, en los que había personas mayores y niños, huyeron hacia las calles de las urbanizaciones, buscando refugio. “En la entrada de Santa Inés hubo jóvenes desmayadas por los gases”, afirmó Miguel Silva, estudiante de la Universidad Simón Bolívar.

 El contingente no gestionó salida pacífica. “No llegaron a dialogar con nosotros”, dijo Irisbel, una estudiante que quiso mantener su apellido en reserva. “Actuaron como desesperados. Arremetieron con sus bombas hacia los edificios más cercanos a la autopista”, dijo Norma Benitez, una vecina. “Yo les gritaba desde mi casa que pararan porque habían niños asmáticos en las casas, pero no hicieron caso”, indicó la mujer, abuela de tres menores. Aunque las latas sólo llegaron a las plantas bajas y no penetraron en las ventanas de los apartamentos, su efecto se sintió hasta en los pisos altos que bordean la autopista. “Hubo vecinos de edad avanzada que se quejaron en el piso 10, y bajaron a quejarse. Yo tengo una niña pequeña y me tuve que esconder y cerrar todo”, indicó Díaz. “Aquí lanzaron al menos 9 bombas”.

Del lado de Santa Inés la Guardia Nacional lanzó nueve bombas lacrimógenas, según señaló Lourdes Díaz. Y aunque sus uniformados no llegaron a entrar en las edificaciones, sí se adentraron en las calles aledañas a perseguir a los manifestantes. “Me sorprendió que luego de disuelta la manifestación los militares se dedicaron a perseguir a los manifestantes hasta las urbanizaciones y los edificios”, relató Daniel. Indicó que en el desorden un muchacho fue golpeado duramente por los efectivos. Miguel Silva coincidió en la observación. “Hemos estado protestando durante más de tres días aquí y es la primera vez que arremeten con tal agresividad”, dijo.

Irisbel, una estudiante que quiso reservar su apellido, indicó que estuvo a punto de perder su moto. “Los efectivos, luego de lanzarnos las bombas lacrimógenas, tomaron una moto que dejó uno de los manifestantes y la encendieron completamente. La mía la pude salvar, pero le partieron unas piezas”, dijo. Otros testigos señalaron que a algunos manifestantes les quitaron los celulares y los amenazaron. “Me dijeron: ‘Lárgate de aquí antes de que te matemos’”. Cuando la gente se dispersó, los vecinos de los edificios cercanos comenzaron a gritarles insultos. Los uniformados respondieron con tiros al aire, indicó Irisbel.

Fuentes de la Policía de Baruta de la zona confirmaron que se registraron tiros al aire y perdigonazos. Sin embargo, sólo hubo un herido, reportado por el alcalde Gerardo Blyde en horas de la noche. “1 herido por perdigones en Distribuidor Sta Fe, fue atendido por Salud Baruta, trasladado para atención médica, paciente estable”, indicó vía Twitter.  La refriega duró unos 40 minutos, tras lo cual el contingente de efectivos se desplazó en sus motos hacia Prados del Este, donde también dispersaron la protesta que trancaba la avenida principal. Acto seguido, se dirigieron a La Trinidad. Allí lanzaron cerca de 10 lacrimógenas a los vecinos que bloqueaban la avenida que conduce hacia La Boyera.