• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

El agua volvió a adueñarse de Caracas

Consecuencia de las lluvias | Foto: Omar Véliz

Consecuencia de las lluvias | Foto: Omar Véliz

En la Alta Florida, Chapellín, San Bernardino, Cota 905, entre otros sectores, fueron anegadas decenas de viviendas

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La corriente de lodo obligó a Adriana Rojas y su familia a refugiarse ayer, en la tarde, en el piso dos de su casa en la calle Ávila de la urbanización Alta Florida, en el municipio Libertador, durante horas. “Nunca había visto algo así. El agua llegó a casi dos metros de altura y debimos correr por miedo a morir. Los colchones y muebles flotaban, tuvimos que subir al balcón del segundo piso para resguardarnos”, contó anoche la mujer en las afueras de su hogar.

La Florida fue uno de los sectores más golpeados por las fuertes  lluvias de ayer. En total resultaron afectadas 20 viviendas y el colegio de música de la Orquesta Sinfónica Nacional Simón Bolívar debido al desbordamiento de la quebrada Morillo. El panorama que se replicó en los barrios Fermín Toro de San Bernardino, Cota Mil, El Hueco de San José de Cotiza, La Línea de Petare y Chapellín en La Florida. En esos lugares resultaron más de 63 viviendas inundadas. También un concesionario de vehículos en Chacao fue afectado debido a las precipitaciones.

Los altos niveles del río Guaire asustaron a los capitalinos. Aunque no se desbordó, 90 familias del barrio La Línea de Petare fueron desalojados de forma preventiva. Ana Polanco, vecina del lugar, explicó que otra vez volvieron a sentir la amenaza en sus casas: “Debimos salir, gracias a Dios ya estamos preparados para esto. Muchas veces hemos querido mudarnos, pero no hemos podido y ya debemos convivir con el río”, relató.

Para Luis Díaz Curbelo, director nacional de Protección Civil, cinco días continuos de precipitaciones en el país comienza a pesar sobre la capital. “Son varios días de lluvias. Los estados más afectados son Aragua, Carabobo, Falcón, Miranda, Mérida, Yaracuy, Vargas y Distrito Capital”, dijo anoche a El Nacional.

Indicó que en el caso de la Alta Florida se continuará con la atención hoy. Los vecinos afectados señalaron al mal mantenimiento en drenajes y la supuesta construcción inadecuada de un edificio como contribuyentes de la situación. “Si la alcantarilla de la calle no hubiese estado en esas condiciones, quizás hubiera fluido el agua. Nosotros intentamos destaparla con  haraganes, pero los conductores de vehículos no fueron solidarios e impidieron que siguiéramos en las labores. Igualmente, tenemos un problema con un edificio que fue construido encima de la quebrada y creemos que eso pudo ocasionar el colapso”, explicó Rojas.

En Chapellín no fue menor la angustia. Allí se convive con la quebrada Morillo y su crecimiento representa penurias. Aura González, vecina, debió sacar lodo con su familia de su casa. “Alcanzó casi 20 centímetros de altura. Desde que llevo viviendo en este lugar, 48 años, nunca había visto este desastre. Sin embargo, estamos muy preocupados por un vecino que no ha podido ser desalojado de su casa porque apenas hoy le hicieron quimioterapia y da miedo sacarlo por los efectos que pudiera tener en su salud. Sobre su casa se vino prácticamente una parte del edificio La Nena”, dijo. 

Estancados en las vías. Las principales vías de Caracas fueron un estacionamiento debido a las inundaciones y lagunas. Los túneles de la avenida Bolívar, en el centro de la ciudad, resultaron anegados. La congestión de vehículos fue una de las mayoras preocupaciones. “Estuve casi dos horas entre Los Ruíces y Chacao, pues el tráfico no avanzaba, eso sucede siempre en esta ciudad cuando lluve”, relató Daniel Martínez.
En La Florida fueron cerrados varios accesos debido a los daños ocasionados por las inundaciones. También en la autopista Francisco Fajardo y la avenida Francisco de Miranda se presentaron largas colas. El tránsito solamente fluyó a partir de las 9:30 de la noche. “Estuve tres horas desde Altamira hasta el centro de Caracas”, explicó Francis Peña.

El más lluvioso

Ayer fue el día más lluvioso del año, de acuerdo a las estimaciones de la estación meteorológica de la Universidad Central de Venezuela.
Abraham Salcedo, vocero del instituto confirmó que hasta las 5:00 pm habían caído 64,2 milímetros de agua: “Se espera que las precipitaciones sigan hasta el 15 de noviembre, aunque no todos los días”. Agregó que agosto fue el mes más lluvioso del año, en ese período cayeron 201 milímetros de lluvia.

El pronóstico del Inameh para el día de hoy indica que habrá precipitaciones dispersas en casi todo el país, algunas con tormentas, siendo más intensas en Los Andes.