• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

Vecinos arrojan desechos en quebradas de Chacao

Quebrada La Floresta | RAUL ROMERO

Quebrada La Floresta | RAUL ROMERO

Los embaulamientos de las cañadas presentan deterioros y acumulan escombros arrojados por vecinos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La quebrada Chacaíto es recordada con desconfianza en la urbanización Los Cedros. Pese a que el último rugido de la cañada ocurrió en diciembre de 1999, algunos vecinos tienen la sensación de que podría ser inminente una emergencia. “En el deslave de Vargas, la corriente del agua arrastró un carro. Luego, debimos aprender a temerle a la naturaleza, pero no fue así. La comunidad continúa echándole escombros y desechos que impiden al agua fluir”, aseguró Antonio Da Silva, propietario de un comercio en el sitio.
Chacaíto y Pajaritos son quebradas que presentan riesgos potenciales en Chacao. María Alejandra Hares, directora ejecutiva del Instituto de Protección Civil y Ambiente de Chacao, señaló que el deterioro de los embaulamientos coloca en condiciones de vulnerabilidad a las cañadas del municipio: “Los embaulamientos de muchas quebradas se construyeron entre 1940 o 1950. Eso significa que se ha sobrepasado su tiempo de vida útil y empezamos a ver deterioro”.
La reconstrucción de las quebradas compete al Ministerio del Ambiente. Sin embargo, la Alcaldía de Chacao afirmó que han destinado algunos recursos para intentar reservar la infraestructura.
El IPCA aplica, anualmente, dos operativos de limpieza profunda en las quebradas y los drenajes del municipio. Hares indicó que se han hecho ocho recorridos este año para monitorear su comportamiento, pero todavía faltan las limpiezas profundas. Se espera extraer 100 toneladas de sedimentos y escombros los operativos. “Eso mismo se sacó el año pasado. Es una cantidad preocupante, pues nos indica que algunas comunidades están arrojando desechos a las quebradas”, detalló.
El IPCA espera emprender la primera jornada de limpieza profunda la próxima semana. Estiman recoger 40 toneladas de desechos.

Ignorada. Pajaritos está escondida entre los arbustos de la avenida Santa Belén de La Floresta. En esa urbanización lucen despreocupados en relación con el crecimiento del nivel del agua de la quebrada. “Nunca hemos tenido inconvenientes, pues no suele desbordarse. Hace mucho tiempo creció a niveles que nos alarmó, pero ya no se ha vuelto a ver nada parecido”, indicó Evelin Flores, directora de la Guardería Baby Centro, localizada al lado de la cañada.    
Sin embargo, el embaulamiento de Pajaritos demanda atención especial, según el IPCA. “No significa que ocurrirá una tragedia allí, pues hemos colocado especial cuidado y siempre estamos monitoreándola; pero se debe contribuir a no saturarla con escombros. Eso parte de reconocerla y no ignorarla, pues debemos convivir con la naturaleza”, explicó Hares. 
Da Silva, por ejemplo, comenta que ha visto a la quebrada Chacaíto llena de colchones, envases plásticos, tubos, restos de viviendas, entre otros desperdicios. “Noto que la alcaldía hace mantenimiento, pero el problema está en las comunidades. Hay gente que cree que eso es un botadero. No toman conciencia de que al comenzar las lluvias, la acumulación de esos escombros podría traernos una tragedia”, explicó.
Sebucán, Los Palos Grandes, Seca y Lambederos conforman el resto de quebradas en el municipio que no escapan a las condiciones de riesgos debido a la falta de mantenimiento. “Están en situación menos vulnerable, pero eso no significa que también estén en peligro. Nosotros intentamos hacerle todo el mantenimiento posible, pero también se depende de obras de infraestructura”, aseveró la directora del IPCA.