• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

Sabana Grande sigue siendo el epicentro del Carnaval caraqueño

Niños disfrutaron el Carnaval en Sabana Grande / William Dumont

Niños disfrutaron el Carnaval en Sabana Grande / William Dumont

No sólo los niños se disfrazaron, también los adultos llevaron máscaras y atuendos de sus personajes favoritos. Cuerpos de seguridad garantizaron el orden en el bulevar

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los que se quedaron en Caracas no se aburrieron. Como todos los años, el bulevar de Sabana Grande se convirtió en el sitio de encuentro para disfrutar del Carnaval de la forma más tradicional: disfrazados. Cientos de familias aprovecharon el asueto para caminar por el paseo, cuyo recorrido ya es costumbre en estas fechas desde hace más de cincuenta años.

Los niños disfrutaron de exhibir sus trajes. No faltaron las princesas, los zorros, los piratas, las hadas y los cocineros. Todos asumieron con seriedad su papel. Personajes como el Hombre Araña y Buddy, el vaquero de Toy Story, compitieron con los Simón Bolívar y los Francisco de Miranda, e incluso hubo uno que otro pequeño vestido de militar bolivariano. Para el atuendo de los bebés, las madres prefirieron trajes de animales. Así que sobraban los tigres, leones, conejos y abejas en coche o cargados.

Los adultos no se quedaron atrás. Mientras que una joven se disfrazó de la Chilindrina, otra se vistió de monja. Varios hombres se colocaron máscaras de lobos, monstruos y personajes de horror, mientras que otros prefirieron lucir pelucas y lentes graciosos. La idea de todos ellos fue desinhibirse un rato, olvidarse de tantos problemas y sentirse tan niños como sus hijos y nietos.

 

RECUADRO

 

El mal rato

Varios comerciantes informales fueron desalojados por guardias nacionales y policías. “Les llamamos la atención a estas personas que se encontraban desde la altura de La Previsora, en Plaza Venezuela, hasta Chacaíto. Los sorprendimos en los callejones transversales. Es necesario tener en cuenta que está prohibido que los buhoneros trabajen en Sabana Grande y más vender tánganas”, contó una oficial de la Policía Nacional.

Un total de 366 funcionarios garantizan la seguridad en el bulevar. No se han registrado sucesos violentos como en el Carnaval de 2011 o el de 2010.

Aunque Sabana Grande es un ícono del festejo en Caracas, muchas personas han evitado en los últimos dos años acudir al sitio.