• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

Médicos bloquearon accesos al hospital militar para exigir aumento

 Aunque los médicos garantizaron la atención de las emergencias, algunos servicios se vieron afectados | Foto: Julio Materano

Aunque los médicos garantizaron la atención de las emergencias, algunos servicios se vieron afectados | Foto: Julio Materano

Por más de cuatro horas obstaculizaron parcialmente el paso por las calles José Ángel Lamas y El Matadero

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Bajo la consigna “Maduro, la plata, queremos ir a Daka”, médicos del Hospital Militar Dr. Carlos Arvelo, situado en la parroquia San Juan, abandonaron ayer el servicio desde las 6:00 am y bloquearon por más de cuatro horas las calles adyacentes al recinto, para reclamar el pago de la deuda contractual que mantiene el Ministerio de la Defensa con el gremio.

A la protesta se sumaron residentes y especialistas, que advirtieron que el aumento salarial decretado en septiembre pasado no fue extensivo a los médicos adscritos al despacho militar.

Xiomara Pedroza, médica especialista con 23 años de ejercicio, manifestó que al igual que Ipasme y el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, el personal del Militar también tendría que recibir el ajuste. “Estamos reclamando nuestros derechos. Más de 90% de los médicos de ese centro somos civiles”, afirmó Pedroza, al exigir la cancelación de los pasivos laborales les adeudan desde 2001.

Salvo los facultativos con rango militar, el personal de guardia obstruyó el paso entre las calles José Ángel Lamas y El Matadero, adonde el director de la institución, Earle Siso, acudió para dispersar bajo amenazas la manifestación de los profesionales, que no descartan declararse en situación de conflicto.

La anestesióloga Adriana Martínez precisó que en días pasados acudieron a Min Defensa  para solicitar el pago de la deuda, pero no obtuvieron respuesta. Dijo que aun cuando el despacho no fijó fecha para la cancelación de las bonificaciones, el departamento administrativo admitió graves fallas para el cálculo de bono nocturno, vacacional, de fin de año y fideicomiso.

El gremio asegura que Carmen Meléndez, titular de Defensa, ha hecho caso omiso a las denuncias. Limar Tovar, adjunto de ginecología, sentenció que ante la carencia de una respuesta oficial los afectados continuarán en la calle: “Estamos cansados de solicitar audiencia por los canales regulares”.

 “Hay médicos que están cobrando 10.000 bolívares de aguinaldo. El sueldo que no nos alcanza”, continuó Tovar. Los afectados también denunciaron que por lo menos 10 residentes de obstetricia podrían ser expulsado del posgrado por reclamar las compensaciones.

María Arcilagos, de obstetricia, sostiene que los médicos con rango militar gozan de mejores condiciones que los más de 420 civiles que allí laboran. “Nos cancelaron los aguinaldos con sueldo viejo”.

Mientras la protesta transcurría, Ángela Pacheco, de Petare, denunció que su hijo Brayan Pacheco, de 6 años de edad, tenía más de 15 horas en la institución luego de tragarse una moneda y que no había sido atendido porque el personal estaba en huelga.