• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

Caraqueños se ganan la vida sobre dos ruedas

Han adaptado el vehículo para la venta de pastelitos, café o tizana. Otros realizan patrullaje  

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La bicicleta de Néstor Delgado tiene un accesorio particular. Le adaptó una cesta que le permite llevar un cargamento de pastelitos horneados. Delgado se gana el sustento con ese vehículo. Cada lunes, miércoles, jueves y viernes toma su casco y distribuye el producto que prepara en la empresa que constituyó con su madre.

Sale de San Martín y pedalea para entregar los pedidos en comercios localizados en los alrededores de la plaza Bolívar, Bellas Artes y Montalbán. El recorrido no le toma más de 40 minutos. “La bici es mi medio de transporte regular y si trabajo debo hacerlo con ella. Es beneficioso para la salud y también para la ciudad porque no contamina”, asegura.

Aunque trabajar en bicicleta no es una práctica muy extendida, sí es tradicional. En las adyacencias de las plazas Bolívar y El Venezolano, un llanero ataviado con un gran sombrero recorre el centro de Caracas vendiendo café en su bicicleta. En Antímano, una mujer se para todos los días a ofrecer empanadas frente a la estación del Metro, y un hombre recorre la avenida San Martín ofreciendo tizana sobre una bicicleta roja.

Iván Marín se para frente a la iglesia de Santa Capilla, donde vende té de coca. Tiene una bicicleta adecuada para llevar 2 termos, que suman 44 litros de té; además, le coloca una sombrilla. Compró el vehículo por Internet y lo trajeron de Colombia. Hace un mes se le dañó. “He tenido problemas para conseguir el repuesto, pero tengo dos años trabajando y sigo yendo y viniendo en bici. Así la vida es más sabrosa”.

Marín asegura que ha atendido a clientes como Servando, Florentino y Sandino Primera.


La seguridad rueda. Hay otros empleos que requieren el uso de la bici. La Policía de Caracas cuenta con una brigada de ciclistas constituida por 20 agentes, que patrullan en parques, bulevares y plazas.

Víctor Delgado se desempeña como promotor social de la Misión Negra Hipólita y todos los días recorre las calles de la ciudad en bicicleta, para captar a personas sin hogar para incorporarlos al programa. “Podemos recorrer hasta 35 kilómetros diarios. Es mejor hacer este trabajo en bicicleta porque tenemos mejor acceso a parques y plazas, que es donde con más frecuencia encontramos a quienes necesitan atención”.


En el interior pedalean. En Venezuela, muchos trabajan en bici dedicados a gran variedad de actividades. Humberto Duque, miembro del colectivo Cicloguerrilla, notó esa realidad y prepara un documental sobre el asunto: “Cada historia es particular. He conocido a personas que venden donas en bicicleta. En Falcón, los pescaderos llevan el producto en bicicleta. Allí también hay heladeros y vendedores de perros calientes que trabajan en bicicleta y han adaptado el vehículo a la actividad a la que se dedican”.

Duque ha contactado con trabajadores en bicicleta de Lara, Barinas, Yaracuy y Carabobo.


Barreras

El Instituto Metropolitano de Urbanismo, a través del programa Caracas a Pedal, realiza una encuesta para conocer la percepción sobre el uso de la bicicleta. Entre las preocupaciones destaca la falta de infraestructura vial, que afecta la seguridad, y la ausencia de educación ciudadana.

Daniel Cegarra, coordinador adjunto a la Dirección de Planificación, señala que actualmente se hace una evaluación técnica del proyecto ganador CCS en Bici, en el circuito número 5, que va por la avenida Francisco de Miranda y la principal de La Urbina. Los puntos más críticos son el elevado de Los Ruices, el que construyen en Los Dos Caminos y Petare, por el congestionamiento.