• Caracas (Venezuela)

Gran Caracas

Al instante

En 0,89% se redujeron casos de malaria las semanas 31 y 37

Mosquitos que producen la malaria / Reuters

Mosquitos que producen la malaria / Reuters

La ministra de Salud se equivocó al asegurar que el padecimiento disminuyó en 42%, señala la Red Defendamos la Epidemiología  

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Isabel Iturria, ministra de Salud, se equivocó al afirmar el pasado 26 de septiembre que los casos de malaria se redujeron en 42% entre las semanas 31 y 37 en relación con las anteriores de este año, señala la Red Defendamos la Epidemiología.

Las cifras presentadas por la cartera de Salud son inconsistentes. En el reporte epidemiológico 37 –divulgado originalmente por Iturria– se exponen 874 casos. Pero en el boletín siguiente, numerado como 38, se corrigió el error para señalar que realmente se reportaron 1.447 nuevos enfermos en la semana 37. “La diferencia observada entre los casos autóctonos de la semanas 31 –1.460 antes de iniciar el programa– y 37 (1.447) fue de 13. La reducción, como declaró la ministra Iturria, no fue de 42 %, sino de 0,89%”, indica una nota la organización.

Hasta el 28 de septiembre se registraron 58.974 casos de malaria acumulados este año en el país. La estadística representa un aumento de 77,5% en relación con el período anterior de 2012. Bolívar continúa como el estado que concentra el mayor número de casos: 52.229.   

La situación más alarmante está en la parroquia San Isidro, en el municipio Sifontes, con 45,5% de los casos. La red asegura que se detectó falta de información del personal encargado de levantar las estadísticas en la región, indicaron fuentes oficiales consultadas. “Mientras en el resto del país se cierra la semana epidemiológica los sábados, en esta parroquia se hacía los miércoles. La corrección obligó a incluir 356 casos del jueves, viernes y sábado, que debían ser reportados en la semana 36, en la 37 (contándose en esta última 10 días)”.

Posibles causas. La Red Defendamos la Epidemiología asegura que las inconsistencias en los datos aportados por el Ministerio de Salud pudieron obedecer a fallas de notificación y registros de los casos, o en el incumplimiento de las normas para el cierre estadístico de las semanas epidemiológicas, entre otras razones.

“Esto dificulta la interpretación de la tendencia real de las cifras de la epidemia y la evaluación continua de los resultados del plan masivo de control iniciado tardíamente, el 5 de agosto de este año”, explicaron.