• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

¿Quién ganará?

Juan Francisco Puello | EFE

Juan Francisco Puello | EFE

Cuando el presidente de los Leones del Caracas, Luis Ávila, comentó en el Estadio Universitario que el Acuerdo Invernal es todo menos un “acuerdo” y que se le debería cambiar la denominación al pacto tiene su por qué.

El nuevo convenio entre Major League Baseball y la Confederación de Beisbol del Caribe arrojó un resultado negativo para la pelota de la región, imponiéndose las exigencias de MLB y dejando al presidente de la confederación, Juan Francisco Puello Herrera, con el bolígrafo en la mano sólo para firmar un contrato que aunque tiene cláusulas que protegen los intereses económicos de los peloteros, bien podría ser el principio de una era en las que los equipos de las ligas del Caribe tendrán las manos atadas.

Entre las nuevas restricciones están el descenso de los parámetros para incluir a los pitchers pertenecientes a sucursales doble A en fatiga extrema, a los que se les bajó de 155 a 140 innings lanzados para entrar en la lista; y el bloqueo de MLB de tres jugadores fuera del roster de 40- su objetivo en principio era parar a cuatro- sin que estos entren en fatiga. Además, cualquier pelotero que termine la temporada de grandes ligas en la lista de lesionados estará en fatiga extrema y sólo podría jugar con autorización de su organización.

Pese a que partir de esta semana los ocho equipos de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional podrán incluir a peloteros nativos e importados en rosters de 40 en sus nóminas semanales, cambiando por completo sus estructuras, los directivos tienen la mira en el futuro. Ávila, por ejemplo, fue enfático en decir que MLB podría tener una agenda oculta, en la cual tendría como objetivo la desaparición de las ligas del Caribe y con ello el control absoluto de sus peloteros, dígase inversiones.

Sin embargo, Puello aseguró por teléfono que ver caer a la pelota invernal es algo que no está contemplado por los intereses económicos que hay en la región. La gestión de Bud Selig se ha centrado en la internacionalización del beisbol por el mundo (el Clásico Mundial ha abierto mercados en Europa y Asia), por lo que apartar al Caribe sería un error. Es en el Caribe donde nacen y desarrollan el mayor número de peloteros que logran dar el salto a las grandes ligas, jugadores que también podrían alzar sus voces.

“En el beisbol del Caribe hay muchos intereses económicos. Si se quisiera atentar contra la disciplina en la región habría una fanaticada que defendería a muerte a sus ligas. Para que desaparecieran las ligas del Caribe tendrían que pasar muchas cosas. No creo que eso pueda ocurrir. Así que la buena noticia es que pese a recibir algunos golpes seguimos sobreviviendo”, dijo Puello el sábado, horas después de estampar su firma  y dar por concluido una pelea entre David y Goliat, en la que la Confederación quedó al margen, sin poder, dándole el testigo a la Asociación de Peloteros.

Es decepcionante saber que la Confederación del Caribe no tiene con qué negociar con MLB y que pese a que algún momento reinó en el ambiente de las conversaciones un clima de rebeldía iniciado por la LVBP, este no pasó de ser sólo un momento de frustración debido a la falta de apoyo.

“Aunque hay personas que piensen que esto no es un acuerdo, en la negociación siempre hubo dos partes, donde obviamente MLB tiene más poder por ser sus organizaciones las dueñas de los peloteros, los que le pagan sus salarios”, continuó Puello.

El asunto de la inclusión de Cuba en la Serie del Caribe sigue en el limbo, a la espera de la licencia que debe aprobar el gobierno de Estados Unidos. El panorama para el beisbol de la región no es alentador y aunque muchos apuesten por el entendimiento con MLB sólo un golpe en la mesa podría hacerle ganar respeto a la Confederación, algo que se faltó desde el principio de las negociaciones.

http://tstrike.blogspot.com/

Twitter: @luiscarlosgr

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Luiscarlos González

Periodista deportivo del diario El Nacional, especializado y amante del beisbol

Histórico