• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

El próximo grandeliga criollo

En el spring training asomamos una lista con 17 nombres de prospectos y jugadores con cierta experiencia en las menores, tratando de adelantarnos a lo que pudiera ser la promoción 2015 del beisbol venezolano en las Grandes Ligas. 

Era imposible entonces aceptar la idea de que el récord de 20 graduandos criollos, impuesto el año pasado, peligraría antes de llegar a mitad de camino. 

Una docena de esos 17 ya llegó a las mayores. El último de ellos, Deolis Guerra, el viernes. 

Así que, por pura curiosidad, buscamos a aquellos cinco que aún no dan el salto, para ver si alguno es candidato firme a incrementar la cifra. 

Algunos casos han cambiado drásticamente. Ronald Torreyes, por ejemplo, dejó de ser prospecto y ya va por tres organizaciones en esta campaña. 

Torreyes pedía pista hace exactamente 12 meses. Su ofensiva fue constante en triple A y parecía que recibiría el llamado de los Astros. Pero fue sacado del roster, enviado a los Azulejos y de allí a los Dodgers, por causa de un profundo slump. Trata de salir del marasmo, en doble A. 

José Gregorio Martínez podía ser sorpresa. Venía de una sólida cosecha en triple A con los Atléticos, que mejoró en la LVBP con Aragua, y firmó con los Mellizos, donde parecía tener espacio disponible. 

No fue así. Goyito ha mantenido un average de .275, pero le han faltado los boletos y los extrabases que pudieran completar su caso. Le queda medio calendario, pero necesita acelerar. 

José Peraza, Elías Díaz y Renato Núñez son casos diferentes. Los tres mantienen su estatus de promesas y es altamente probable que el año no termine sin que dos de ellos se tomen al menos el primer guayoyo en la gran carpa. 

Peraza todavía es el prospecto número uno de los Bravos, aunque el paso se le cerró por el desempeño en segunda del novato Jace Peterson. 

Atlanta no ha dejado de pensar en él. La prueba está en su conversión en jardinero central. 

Peraza ha visto acción allí desde hace unas tres semanas, pues su velocidad puede ayudarle a compensar la falta de oficio en la posición, como pasó con Odúbel Herrera cuando al manager Buddy Bailey se le ocurrió enviarle al center de La Guaira. 

El infielder y jardinero no ha bateado como siempre. Tiene ..299 de average y .703 de OPS, aunque con 19 robos en 22 intentos. Tal vez sus cuitas con el madero se deban al ajetreo defensivo. Pero estando en triple A, no debería extrañar un ascenso a más tardar en septiembre, dado que ya en noviembre tendrá que estar en el roster de 40, por vivir su quinta justa en las menores. 

Díaz ha tenido un torneo consistente en triple A, con ..281/.344/.393. Los Piratas no tienen lugar para él ahora, con Francisco Cervelli y Chris Stewart detrás del plato, pero sí lo tienen a futuro. En algún momento van a llamarle, si todo continúa como va. 

Núñez también dará el salto, aunque no es seguro que sea esta vez. Comenzó muy lento en doble A una temporada que debía valerle un pronto ascenso a la antesala de las Grandes Ligas. Está tomando el paso, pero es posible que los Atléticos se tomen un tiempo, hasta concluir que está completamente maduro. 

Doce de aquellos que asomaban en el spring training ya llegaron. Otros cuatro se colaron inesperadamente: Wilfredo Boscán, Williams Pérez, Junior Guerra y Diego Moreno. ¿Quién será el próximo? 


iserrano@el-nacional.com

@IgnacioSerrano 

www.elemergente.com

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Ignacio Serrano

Periodista egresado de la UCAB. Locutor. Colaborador y columnista de ESPN. Conductor de televisión

Histórico