• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

El problema de avanzar los playoffs

Antes el problema era estar entre los eliminados. Los equipos que quedan fuera pierden prestigio y dinero. Ahora resulta que también es un problema disputar los playoffs. Al menos en el beisbol invernal.

Caribes y Águilas aseguraron su pase a la postemporada antes de iniciarse el fin de semana. Los Tigres lo hicieron la noche del sábado. ¿Y cuál es el panorama que les espera?

La gerencia de los tres elencos probablemente sufra migrañas, ante la necesidad de buscar soluciones a problemas que años atrás eran impensables.

Anzoátegui basó su éxito en un equipo bien estructurado y bienvenidas sorpresas. Adquirieron a Oswaldo Arcia para dar poder al lineup. Orlando Arcia llegó en el paquete, con la idea de que fuera el shortstop en la primera mitad. Balbino Fuenmayor dio un paso al frente para salir de la banca y convertirse en figura.

La tribu hace gestiones para no perderlos a los tres. Llega enero y se acerca el spring training. Los Mellizos quieren que Oswaldo descanse. Al parecer los Cerveceros piden lo mismo a su hermano menor, el verdadero Jugador Más Valioso de esta divisa en la 2014-2015. Y hasta Fuenmayor, que viene de actuar en ligas independientes, recibe una solicitud en ese sentido por parte de su nueva organización, los Reales.

Zulia afronta riesgos similares. Ya era bastante perder a Ernesto Mejía y Marwin González antes de comenzar la zafra. O que Humberto Quintero prometiera jugar y no lo hiciera. Ahora empieza el temido goteo de peloteros establecidos en riesgo de marcharse.

Hernán Pérez es el primero. Quizás sea por la dolencia en la rodilla. Quizás sea por exceso de cautela de los Tigres del norte. Ya era una mala señal que tuviera que viajar a Detroit para rehabilitarse, porque era de temer que le hablarían personalmente en contra de los riesgos de seguir en acción aquí.

Pérez fue sacado del roster el viernes, lo que le inhabilita hasta después de comenzado el próximo todos contra todos. En realidad, no jugará más.

Ahora temen los occidentales por lo que pueda suceder con Sandy León, a quien los Nacionales pueden pedir lo mismo. O Ender Inciarte, que se proyecta como jugador de todos los días de los Diamantes. Eso, sin contar con los relevistas jóvenes cuyos permisos se agotan, como Silvino Bracho.

 

¿Podrán los occidentales volar alto si los pierden? ¿Y si también se quedan sin Adys Portillo, Diego Moreno o Elvis Araujo?

El panorama en Aragua es aún más devastador. El novato Ramón Flores debe viajar al norte para atender compromisos relacionados con su estatus en los Yanquis. El campocorto Eduardo Escobar recibió la sugerencia de los Mellizos de terminar en diciembre. Los Nacionales tampoco quieren que el astro Wilson Ramos actúe en enero, aunque Ramos parece haber logrado una nueva autorización.

Los bengalíes fueron los primeros en encajar el golpe de los nuevos tiempos, al ver marcharse a su tercera base Renato Núñez, por petición de los Atléticos. Avisail García ya se despidió, por acuerdo con los Medias Blancas. El receptor Wilson Contreras puede ser el siguiente, a instancias de los Cachorros.

Faltan pitchers, seguro. Y eso, sin contar con que a los felinos se les van tres de sus abridores importados: Doug Mathis, Chris Smith y Jason Lane. Hacen trámites para que al menos uno de ellos se quede para la semifinal.

Todos sueñan con jugar en enero. Nadie pensaba que terminaría siendo un problema.

 

Twitter: @IgnacioSerrano

www.elemergente.com

 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Ignacio Serrano

Periodista egresado de la UCAB. Locutor. Colaborador y columnista de ESPN. Conductor de televisión

Histórico