• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

Es la hora de Eugenio Suárez

Eugenio Suárez está de moda. El domingo se la botó a Carlos Carrasco, para llegar a 5 jonrones en menos de 30 encuentros. Comenzó la semana con un triple, su primero del año. Y en poco más de 100 apariciones legales, tiene .858 de OPS.

Su producción es 33 por ciento superior a la media de las Grandes Ligas, de acuerdo con el OPS ajustado. Se ha convertido en una presencia importante en el lineup.

Este bolivarense con 24 años de edad recién cumplidos no tenía un puesto en las mayores hace tres meses. Hoy, despunta como el shortstop a largo plazo en una ciudad, Cincinnati, acostumbrada a los buenos torpederos desde los tiempos de David Concepción y Barry Larkin.

¿Qué le espera a Suárez?

Sus números son excelentes, con .311 de average, promedio de embasado de .348 y .509 de slugging. Contacto, disciplina y poder. No es sorpresa que en poco más de un mes su WAR ofensivo, calculado por Baseball Reference, sea 1,1. ¿Saben cuál es el mejor WAR ofensivo de Zack Cozart? Apenas 1,4 en 2013. Y aquella vez, disputó 151 juegos.

El WAR es acumulado y toma en consideración todas las estadísticas. Si pudiera proyectarse, mostraría que el venezolano tiene un potencial bateador hasta cinco veces superior al de su compañero.

Esto es bueno. Muy bueno.

Cozart es el dueño de la posición, aunque esté inactivo. Era el shortstop del futuro de los Rojos en 2011, gracias a su estupenda defensiva.

El estadounidense se lesionó hace un par de meses y quedó fuera de acción por el resto de la campaña. Fue una mala noticia más para una escuadra que esperaba ser contendora. Terminó siendo también la gran oportunidad del guayanés.

Suárez parecía predestinado. Llegó de Detroit en el cambio por el pitcher Alfredo Simón, una buena pieza de canje. Trajo consigo una bien ganada reputación ofensiva.

Como ya eran sabidos los problemas de Cozart para producir con el madero, parecía obvio el relevo de mando en la posición. Pero eso no sucedió.

Puede que fuera por su inexperiencia. Tal vez se tratara del mayor salario del norteamericano, elegible para el arbitraje y con 2,35 millones de dólares por cobrar en 2015. O pudiera ser la preferencia de lo conocido, antes que experimentar con algo nuevo.

La situación ha cambiado por completo y Suárez está poniendo a su equipo en una encrucijada agradable.

Su defensa no iguala todavía la de su compañero. Pero tampoco es vergonzante.. Su factor de alcance por cada 9 innings es 4.78, mejor que el 4.43 que promedia la liga. Su WAR defensivo es cero. Pero aunque el de Cozart es casi igual que su WAR ofensivo, su factor de alcance en cinco temporadas arriba es 4.29, por debajo de la media liguera.

Estos tres meses serán cruciales para Suárez. También para sus Leones del Caracas. Si mantiene esa ofensiva, con un guante más que aceptable, ¿qué sentido tiene hacerle a un lado en 2016? ¿Cómo acusarle de inexperiencia entonces?

Un paracorto que batea vale oro. Esta no es la Era de los Esteroides, por más que todavía sea posible doparse. No es común que un defensor de esa posición sea capaz de sumar muchos extrabases.

Suárez lo hace. Por eso es probable que el Caracas tenga que renunciar a él en octubre. Y por eso es posible que cada vez sea visto con más claridad como el shortstop del futuro en Cincinnati.

Twitter: @IgnacioSerrano

www.elemergente.com

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Ignacio Serrano

Periodista egresado de la UCAB. Locutor. Colaborador y columnista de ESPN. Conductor de televisión

Histórico