• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

El emergente

La votación para los premios individuales tiene variaciones. Una de ellas es que Numeritos Gerencia Deportiva, la empresa que lleva adelante el proceso, ha decidido equipararse con la Asociación de Cronistas de Beisbol de Estados Unidos (BBWAA, por sus siglas en inglés) y publicar, junto con los resultados finales, el modo en que votamos los analistas que tenemos el honor de ser parte de la selección.

Quienes hayan visto la página BBWAA.com habrán notado que, después del anuncio de cada galardón, se incluye el nombre de los votantes y cómo cada uno rellenó su planilla. Esto es positivo, en la intención de mostrar transparencia y democratizar un poco más la elección. El medio centenar de privilegiados que recibimos una papeleta estamos en la obligación de lograr la mayor objetividad posible. Publicar el modo en que cada uno vota es sólo un paso; lo deseable es que lleguemos al extremo de que cada quien explique su opinión, lo que enriquecerá grandemente el debate. Y como no estamos en asuntos de política, nadie tendría por qué pedir cabezas. No tenemos nada que ocultar y sí mucho que aportar.

Es notable lo que ocurre en la BBWAA, una entidad cuya credibilidad crece con medidas como esta. Por ejemplo, en la última entrega del Cy Young, supimos a través de la propia asociación que uno de los dos reporteros de Detroit apoyó a David Price, en lugar de a Justin Verlander. Esto conllevó al triunfo de Price y a la derrota de Verlander, que habría obtenido el trofeo en caso de que los dos periodistas de su ciudad hubieran escrito el nombre del derecho en lo más alto. Sí, el fablistán deberá ahora entrevistar a Verlander con la certeza de que éste sabe lo ocurrido, pero cosas como esa remachan la honorabilidad del gremio, porque resaltan la búsqueda de la objetividad. Y ningún votante merece ser elector si no es capaz de defender su posición con la altura y el profesionalismo que el propio Verlander está obligado a tener, al concederle una entrevista a quien le negó el trofeo.

Hay otros aspectos nuevos en esta ocasión. Los votos por medio de comunicación desaparecerán. Existe la intención de que progresivamente cada papeleta tenga el nombre y apellido de un analista que haya asistido al estadio con frecuencia y posea una trayectoria de más de un lustro sin interrupción. Es por eso que se han agregado nuevos votantes, como los jóvenes colegas Manuel Lira, César Márquez, Enis Espinoza, Rafael Tejera y Víctor Melo. Y también se ha reforzado la rotación de participantes en aquellas plazas donde abundan los comunicadores que a diario enfocan su atención sobre la LVBP, como ocurre cada vez más con Maracaibo y Valencia, por citar dos ciudades "beisbolizadas". El nicho que permite la participación de los medios alternativos, que abrió la votación para Marcos Grunfeld por BeisbolVenezolano.com el año pasado, se mantiene, rotando ahora a José Montilla, del extraordinario portal PuraPelota.com. Ojalá crezca este grupo, como de hecho están creciendo los medios alternativos que centran su atención en el pasatiempo favorito de los venezolanos.

Entre los cambios está que, a partir de ahora, votaremos por dos pilotos, no sólo por uno, al escoger el Manager del Año. No es poca cosa ese segundo lugar que ahora debemos seleccionar, pues permitirá que el panorama de cada campeonato sea más completo, al momento de revisar quiénes fueron votados cada año en cada categoría. También se sugerirá a la liga una revisión en las condiciones que determinan quién es novato y quién no. Toda evolución es positiva. Aplaudimos esta que ocurre en nuestro beisbol.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Ignacio Serrano

Periodista egresado de la UCAB. Locutor. Colaborador y columnista de ESPN. Conductor de televisión

Histórico