• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

La clase de 2015. La clase de Odúbel Herrera

Si el grupo de reclutas que ha desplegado alas y alzado el vuelo en la temporada 2014-2015 cumple con la promesa dada con sus batazos y pitcheos, estamos ante uno de los contingentes más interesantes que haya surgido en los últimos años, si acaso antes coincidió una generación tan nutrida y protagónica como la actual.

Nunca había sido tan entretenido votar por el Novato del Año en la LVBP.

¿A quién elegir, entre tantos candidatos merecedores de un reconocimiento?

¿Al infielder convertido en centerfielder, que terminó como líder bate y ayudó a los Tiburones a meterse en la semifinal?

¿Al campocorto de clase A, que en la primera mitad fue colíder jonronero y piedra angular del líder del torneo, los Caribes?

¿A alguno de los dos outfielders de los Tigres que en algún instante de la justa estuvieron al frente con el mejor average?

¿Al antesalista de los propios bengalíes, que al momento de ser parado por los Atléticos de Oakland era el máximo impulsador de la liga?

¿Al receptor que se adueñó de la titularidad en los Cardenales? ¿Al jardinero que se convirtió el figura de los Leones? ¿Al grandeliga que antes de firmar jugaba softbol y dejó 0.50 de efectividad con las Águilas?

Odúbel Herrera, Orlando Arcia, Ramón Flores, Teodoro Martínez, Renato Núñez, Gabriel Lino, Danry Vásquez, Leonel Campos, Ramón García, José Briceño, José Flores…

El grupo es brillante. Varios de ellos llegarán pronto a las mayores (Campos ya lo hizo, de hecho) y hay candidatos al súper estrellato. ¿Conseguirán el éxito y la fama?

Nunca había sido tan entretenido votar para el Novato del Año en la LVBP. Y al mismo tiempo, nunca había estado tan cerca la posibilidad del error, de ser injustos con los postulados.

¿Quién fue el mejor de todos? Este viernes anuncian al Novato del Año y todo apunta a que Herrera será aclamado. En medio de tantos candidatos con méritos, tiene un caso legítimo para incluso ser el Jugador Más Valioso.

Este columnista puso el nombre del zuliano en la planilla, después de corroborar, con asombro, que no hubo un recluta con mejor rendimiento global. Flores se le acercó, pero no eclipsa sus números.

Herrera fue líder bate del campeonato con .372, segundo en OBP con .432, tercero en slugging con .556 y segundo en OPS con .988. Terminó segundo en OPS ajustado con 168 y también en carreras creadas con 49.

No hablamos de primero, segundo o tercero entre los novatos. Hablamos de un joven que fue primero segundo o tercero en todos esos departamentos, cruciales departamentos, contando al universo total de la LVBP, debutantes y veteranos, grandeligas e independientes, recién llegados y estrellas..

Flores fue el único que le rebasó en alguna de esas categorías. Tuvo un promedio de embasado de .435, el mejor de la justa, justo por arriba del .432 exhibido por el camarero devenido centerfielder.

Herrera alineó con frecuencia en la parte baja del lineup, antes de consolidarse en lo más alto. Alguien con esas características y tal producción, capaz de sumar tantos extrabases como él (23, un récord para novatos) vale oro y merece un premio.

Merece ser aclamado como el Novato del Año.

 

Twitter: @IgnacioSerrano

www.elemergente.com

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Ignacio Serrano

Periodista egresado de la UCAB. Locutor. Colaborador y columnista de ESPN. Conductor de televisión

Histórico