• Caracas (Venezuela)

Al instante

blog-head

Décimo inning

La inversión en firmas de peloteros fuera de Estados Unidos se expandió hace tres años, cuando los equipos de grandes ligas gastaron aproximadamente 76 millones de dólares en bonos para peloteros amateurs internacionales en 2010 | Foto: Archivo

La inversión en firmas de peloteros fuera de Estados Unidos se expandió hace tres años, cuando los equipos de grandes ligas gastaron aproximadamente 76 millones de dólares en bonos para peloteros amateurs internacionales en 2010 | Foto: Archivo

La inversión en firmas de peloteros fuera de Estados Unidos se expandió hace tres años, cuando los equipos de grandes ligas gastaron aproximadamente 76 millones de dólares en bonos para peloteros amateurs internacionales en 2010, sin incluir a los cubanos y los jugadores profesionales de Japón.

La cifra, estimada por Baseball America, saltó a $ 89 millones en 2011, un incremento del 12 %. Buena parte de ese dinero fue a parar a República Dominicana y Venezuela, países en los que las organizaciones pagaron $ 79 millones.

El dinero que terminó en Dominicana subió de $ 44 millones en 2010 a 50 millones en 2011, 14 % de incremento. 94 jugadores quisqueyanos fueron firmados por $ 100.000 o más en 2011, una cantidad que superó los 92 reclutados en 2010.

Aunque el mayor incremento fue para Venezuela. Los equipos colocaron $ 20 millones en el país para captar a prospectos de 16 años de edad en 2010 y luego 29 millones en 2011, 45 % más. Un total de 33 de nativos pactaron por incentivos de seis cifras en 2010 y 55 lo hicieron un año después. El promedio de la bonificación por pelotero osciló entre $ 606.000, en 2010, y 527.000, en 2011.

Fue uno de los procesos del 2 de julio más productivos en la década. Pero el nuevo contrato colectivo entre la Asociación de Peloteros y Major League Baseball (CBA en inglés), que entró en vigencia en 2012, frenó esa bonanza.

Hace un año, los equipos tenían un tope de $ 2,9 millones para gastar en el mercado internacional, lo que en teoría no afectaría el crecimiento sostenido de los años anteriores, pues el monto global se elevaría a $ 87 millones.

Algunos equipos como los Rays superaron su techo y debieron pagar una multa de acuerdo con lo establecido en el CBA, pero otros como los Orioles ni siquiera estuvieron cerca del límite.

"No hay penalidad para eso, de manera que aquellos montos eran ficticios", enfatiza el boricua Carlos Ríos, ex scout internacional, que ahora dirige el exitoso programa Sluggers Corporation.

En 2012, 35 venezolanos recibieron bonos de al menos seis cifras que sumaron $ 14.193.000 dólares, menos de la mitad de lo invertido en 2011. El promedio fue de $ 435.000 por jugador. Aunque se repartieron bonos por más de un millón a cuatro adolescentes, incluido el catcher Luis Torrens (Yanquis, 1,3 millones), un pelotero de Ríos.

"Lo preocupante no son los montos, sino el número de peloteros que firme y, en principio, esa fue la gran incógnita", puntualiza el experto.

Hasta mediados de la semana pasada, 20 peloteros nativos habían logrado pactos de seis cifras para sumar $ 13.405.000. Entre ellos seis de más de un millón, un récord para el país. La lista la encabezó Gleyber Torres (SS, Cachorros, $ 1.700.000), seguido por YeisonYrizarri (SS, Rangers, $ 1.350.000), Yeltsin Gudiño (SS, Azulejos, $ 1.290.000), Carlos Herrera (SS, Rockies, $ 1.100.000), Greifer Andrade (SS, Marineros, $ 1.080.000) y José Herrera (C, Diamantes, $ 1.060.000).

"Hasta ahora, el auge es increíble", señala Ríos. "En este momento, se proyectan 500 firmas en 2013, más que el promedio del país (400). A partir de los próximos días se llevarán a cabo otros pactos por seis cifras entre los prospectos que la semana pasada todavía no habían cumplido la edad para ser elegibles".

Se trata de beisbolistas que los cazatalentos califican como grado C o C+.

"Esos son los que se van a beneficiar con la competencia entre organizaciones, porque los de categoría A y B, o premiums, sólo pueden ser captados por los equipos a los que se le haya asignado más dinero".

Para el período de firmas 2013-2014, el CBA establecía presupuestos de acuerdo con el récord que dejaron los equipos en 2012.

Los Nacionales (98-64) recibieron la menor cantidad para gastar y los Astros (55107) el monto más elevado.

"La puja por los mejores prospectos se define muy rápido. Eso cambió radicalmente la manera de scoutear por los equipos y de negociar de los agentes", sentencia Ríos.

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Google Plus One:

  • Addthis Share:

Sobre el autor

Alexander Mendoza

Periodista deportivo egresado de la UCV. Fue Jefe de Prensa de Navegantes del Magallanes BBC.

Histórico