• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

¿A qué universidades van las personas más ricas del mundo?

Los estudiantes necesitan un método de aprendizaje individualizado, en vez de un mismo sistema para todos / Archivo.

La mayoría de las universidades donde estudian los millonarios están ubicadas en EE UU / Archivo.

Según un censo realizado entre los principales multimillonarios de todo el mundo, casi dos tercios de ellos tienen un grado universitario

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Están dispuestos los multimillonarios a perseguir el ideal universitario? ¿O por el contrario desdeñan el esfuerzo que implica la educación superior para dedicarse enteramente a los negocios y a volverse cada vez más ricos?

Según un censo realizado entre los principales multimillonarios de todo el mundo, casi dos tercios de ellos tienen un grado universitario.

Esto significa que inclusive en países con alto número de profesionales universitarios, los hombres más ricos tienen una representación desproporcionada, en términos estadísticos, en el grupo de los graduados con título.

En Reino Unido, más de cuatro de cada cinco potentados han ido a la universidad.

Estas cifras se desprenden de un estudio sobre los comportamientos de las personas más ricas del mundo, llamado "Wealth-X and UBS Billionaire Census" y realizado por un grupo de banqueros suizos y una firma de Singapur.

El estudio se centró en analizar ciertos aspectos de la vida de 2.300 multimillonarios alrededor del mundo.

Instituciones de élite

Hablando de números, la primera en la lista es la Universidad de Pennsylvania, seguida de Harvard, Yale, la Universidad del Sur de California, Princeton, Cornell y Stanford.

Pero hay algunas evidencias de que la geografía de los magnates está cambiando.

La Universidad de Bombay, ubicada dentro de una las economías con mayor crecimiento como es India, está ubicada en el noveno lugar de esta lista.

También Rusia puso una de sus instituciones más respetadas, como un reflejo de su poder en el concierto internacional la Universidad Estatal Lomonosov.

Pero que la mayoría de las instituciones educativas sean de EE.UU. no significa que la mayoría de los graduados multimillonarios sean de este país.

De hecho el estudio muestra que más de un cuarto de las personas ricas que se gradúan de ellas es de otros países distintos a EE.UU.

Y la cifra crece en los cursos de posgrado: el 39% proviene del extranjero.

Donaciones universitarias

La conexión con la universidad puede durar toda la vida.

Más de la mitad de los 2.300 adinerados del estudio están relacionados con alguna actividad filantrópica y el principal ámbito en el que concentran sus donaciones es la educación (y dentro de este campo, dan su mayor apoyo a la educación superior en particular).

Eso ayudaría a comprender porque Harvard pudo establecer una cifra astronómica de US$6.500 millones como su objetivo de recaudación mediante donaciones.

Otro dato que arrojó el estudio es que los millonarios están concentrados en pocas ciudades.

Al menos un 40% de los acaudalados europeos vive en diez ciudades, encabezadas por Londres y Moscú.

La ciudad con mayor número de hombres con dinero en el mundo es Nueva York.

Por supuesto, estas cifras crean un discordante contraste.

Nigeria se ha convertido en el país con el mayor número de niños sin ningún tipo de acceso a la educación, cuando por otro lado está en camino de convertirse en el país de África con el mayor número de multimillonarios.

También se han conocido incontables reportes, como el de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, que muestran que ir a la universidad continúa siendo y una costosa inversión en términos de aumentar las oportunidades de tener un empleo bien remunerado.

"La jerarquía se ha vuelto más estricta", dijo Furedi.

Estas universidades en la cima de los rankings son las que concentran a los “jugadores” que luego operan en los centros de poder del planeta.

Según el sociólogo, siempre ha habido una tensión entre la imagen de las universidades como centros igualadores a partir del conocimiento y promotores de la movilidad social y su verdadero rol de perpetuar las ventajas y privilegios de aquellos que tienen acceso a las instituciones más elitistas.