• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Qué pasaría si de repente nos quedáramos sin fuerza de gravedad

Foto vía BBC

Foto vía BBC

Los físicos están convencidos de que nunca podría pasar, pero eso no ha impedido que algunas personas exploren esta idea

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La gravedad, concretamente las ondas gravitacionales, está en la mente de muchas personas en este momento.

Todos experimentamos la fuerza de la gravedad.

Ocurre cuando saltas en el aire, aunque, pese a lo que a muchos con aspiraciones a Superman les gustaría, tendemos a caer de vuelta al piso.

Pero, ¿qué sucedería si pudiéramos hacer que la fuerza de gravedad se detuviera?

Los físicos están convencidos de que nunca podría pasar, pero eso no ha impedido que algunas personas exploren esta idea.

Esto es lo que, según la sabiduría colectiva de varios expertos, probablemente sucedería si la gravedad se desvaneciera.

Cambios en el organismo

Jay Buckey, un físico que una vez fue astronauta de la NASA, analizó cómo la ausencia de gravedad afecta al cuerpo humano, en una breve conferencia en Ted-Ed, la organización especializada en conferencias y charlas inspiracionales.

Buckey dice que nuestros cuerpos están adaptados a una atmósfera terrestre gravitacional.

Si viviéramos un tiempo en un lugar donde la gravedad es diferente, como una nave espacial, nuestro organismo cambiaría.

Es, hoy en día, un hecho probado que los astronautas pierden masa ósea y fuerza muscular durante sus estadías en el espacio, y su sentido del equilibrio cambia.

"Y la ausencia de gravedad conlleva otros problemas", escribió en Wired Kein Fong.

Por algunas razones que todavía no están claras, el número de glóbulos rojos desciende en forma de "anemia espacial".

Las heridas tardan más en sanar y el sistema inmunológico pierde su fuerza. Incluso el sueño se ve afectado por la reducción o falta de gravedad.

Eso es lo que sucede tras una breve visita al espacio.

"¿Qué sucedería si creciéramos sin gravedad?", pregunta Buckley. "Qué pasaría con los sistemas que dependen de la gravedad, como tus músculos, tu sistema de equilibrio, tu corazón o tus vasos sanguíneos?"

Hay buenos motivos para creer que el cuerpo humano se desarrollaría de manera diferente.

Buckey recuerda un experimento en el que un gato creció con un ojo oculto de forma permanente, tapado con un parche. Como resultado, el gato se quedó ciego.

El sistema de circuitos que conectan las regiones de procesamiento de visión del cerebro no se desarrolló porque el ojo no estaba procesando ninguna información visual: un ejemplo muy literal de la vieja frase "úsalo o piérdelo".

Parece probable que el resto de nuestro cuerpo respondería de forma similar.

Si la gravedad no estuviera allí para nuestros corazones, músculos y huesos, nuestros órganos se desarrollarían de manera muy diferente.

Y en la Tierra

Y si la gravedad desapareciera un día, tendríamos otras cosas más urgentes de las que preocuparnos, además de los efectos a largo plazo en el desarrollo humano.

Karen Masters, astrónoma de la Universidad de Portsmouth en el Reino Unido, exploró las consecuencias físicas inmediatas de la falta de gravedad.

El primer problema es que la Tierra rotaría a gran velocidad, así como lo haría una pesa colgando de una cadena si la haces girar alrededor de tu cabeza.

"Desconectar la gravedad significaría soltar la cadena", dice Masters. "Las cosas no se adherirían a la Tierra de ninguna otra manera y volarían en el espacio en línea recta, alejándose de la superficie terrestre".

"Cualquiera que tuviera la mala suerte de estar fuera de ella en un momento dado se perdería rápidamente".

"La gente dentro de las casas estaría más segura porque la mayoría de los edificios están firmemente fijados a la Tierra y seguirían estándolo aunque no hubiera gravedad, al menos por un tiempo", dice Masters.

Cualquier otra cosa que no estuviera fijada en la Tierra flotaría.

La atmósfera terrestre y sus océanos, ríos y lagos serían unas de las primeras cosas en desaparecer en el espacio.

"Oh, y por supuesto, todos moriríamos", escribió Jolene Creighton para la revista digital Futurism.

En pedazos

"La falta de gravedad, al final, haría mella en nuestro planeta", escribió Masters en Ask an Astronomer (pregunta a un astrónomo), un proyecto digital de la Universidad de Cornell, EE UU.

"La Tierra misma probablemente se rompería en pedazos y flotaría en el espacio", agregó.

Un destino similar le esperaría al Sol, explica un video de DNews. Sin la fuerza de gravedad para mantenerlo unido, las intensas presiones harían reventar su núcleo, causando una explosión titánica.

Lo mismo sucedería con otras estrellas del Universo.

Sin embargo, ya que éstas están tan lejos, pasarían años hasta que el destello de su muerte nos alcanzara.

Finalmente, no habría acumulaciones de materia, como estrellas o planetas, en ninguna parte del Universo.

Tan sólo habría una difusa sopa de átomos y moléculas, flotando a la deriva.

Este escenario –que, tal y como dijimos antes, no podría suceder nunca- ilustra lo crucial de la fuerza de gravedad en el funcionamiento del Universo. Sin ella, ni nuestro planeta ni esta página web de la BBC que estás leyendo, existirían.

La gravedad es una de las cuatro fuerzas fundamentales que gobiernan nuestro Universo.

Las otras tres fuerzas son igual de importantes; sin electromagnetismo y las fuerzas nucleares, los átomos mismos desaparecerían.

Pero la gravedad es la que más personas conocen. Tal vez por eso nos fascinan tanto ideas como la antigravedad.

Y quizás también por eso el descubrimiento de las ondas gravitacionales es tan emocionante, aunque nunca nos haya afectado en nuestras vidas directamente.