• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Qué es la nicturia y cómo saber si te levantas demasiado para ir al baño por la noche

¿Te levantas siempre por la noche para ir al baño? | Thinkstock

¿Te levantas siempre por la noche para ir al baño? | Thinkstock

El estrés o las preocupaciones pueden afectar al sueño y aumentar las visitas al baño

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Casi todos nos levantamos de vez en cuando por la noche para ir a orinar.

La nicturia (levantarse a orinar por las noches al menos una vez) no es una enfermedad.

Pero sí puede ser un síntoma de que algo no va bien en el organismo.

¿Cuándo es normal levantarse para orinar y cuándo esto puede estar indicando un problema?

"Lo normal es no levantarse", le dice a BBC Mundo Mateo Hevia, especialista en urología de la Clínica Universidad de Navarra, en España.

Sin embargo, hasta un tercio de los adultos se levantan una vez cada noche para orinar.

"Frecuentemente no se traduce en nada grave, pero puede requerir una consulta al urólogo", le explica a BBC Mundo Manuel Esteban, miembro de la Sociedad Española de Urología y jefe de servicio de Urología en el Hospital de Paralíticos de Toledo.

La razón por la que todos reducimos las visitas al baño por la noche es la hormona antidiurética, que disminuye la producción de orina del organismo.

"Es una hormona que se produce en el hipotálamo y hace que el agua que llega al riñón sea reabsorbida, en lugar de producir orina", afirma Esteban.

Sin embargo, a partir de cierta edad, las visitas al baño se hacen más frecuentes.

Y a partir de los 70 años, es común orinar hasta dos veces cada noche.

Las distintas causas

Pero la nicturia puede comenzar antes.

Una de sus causas son los problemas de sueño.

En este caso, ir al baño es solo una consecuencia de estar despiertos por otros motivos.

"Si estoy nervioso o preocupado y me levanto, entonces aprovecho para ir al baño", ilustra Esteban.

Otra razón es la ingesta abundante de líquidos antes de acostarse.

Por eso, si la nocturia está afectando a la calidad del sueño, los médicos recomiendan reducir los líquidos que se ingieren en las horas previas a acostarse.

Además, las bebidas con cafeína como el café, la cola o el té, así como elchocolate, pueden irritar la vejiga y cambiar los patrones de sueño.

Lo mismo sucede con el alcohol.

Otras causas frecuentes de la nicturia son:

*Cambios hormonales: con la edad, la producción de la hormona antidiurética es menor, por lo que aumenta la producción de orina.

*Problemas de próstata: la próstata frecuentemente se agranda con la edad. Si esto sucede, la próstata puede presionar la uretra y evitar que la vejiga pueda vaciarse adecuadamente, por lo que esto incrementa la necesidad de orinar.

*Incontinencia o vejiga hiperactiva: esto se produce cuando hay una necesidad urgente de orinar y quizás incluso se produzcan pérdidas antes de llegar al baño. Los médicos no tienen del todo claro por qué sucede este fenómeno. Pero "suele aparecer en mujeres de mediana edad", dice Esteban.

*Sufrir una infección del tracto urinario o piedras en la vejiga: la irritación puede aumentar la frecuencia de orinar.

*Padecer problemas de corazón, diabetes u otras enfermedades. Si no tenemos buena circulación o nuestro corazón no funciona de forma eficiente, nuestro cuerpo tiende a acumular más fluidos de lo normal, que luego tiene que absorber. Esta absorción se produce mejor cuando estamos acostados, de forma que el líquido pasa a través del torrente sanguíneo y luego es eliminado por los riñones a través de la orina. Por eso, la retención de líquidos aumenta la necesidad de orinar por la noche.

Todos estos problemas suelen ser más frecuentes en edades avanzadas, aunque también hay casos en jóvenes, sobre todo de vejiga hiperactiva.

En todo caso, si se vuelve algo regular o incómodo es recomendable acudir a un especialista.

Y es importante no olvidar lo que Hevia llama consejos "higiénico-dietéticos": beber menos líquidos a partir de las 7 de la tarde y reducir la ingesta de café, té y alcohol si la nicturia se ha convertido en un problema.