• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

¿Por qué las mujeres se acuerdan mejor de las caras?

El estudio sugiere que la memoria de las mujeres para reconocer las caras es "superior" a la de los hombres / BBC Mundo

El estudio sugiere que la memoria de las mujeres para reconocer las caras es "superior" a la de los hombres / BBC Mundo

¿De qué me suena esa cara? Todos nos hemos despistado alguna vez y nos lo hemos preguntado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Ahora, un estudio sugiere que a los hombres les pasa con más frecuencia que a las mujeres.

El motivo, según los investigadores, es que las mujeres invierten más tiempo estudiando las facciones de las personas con las que hablan.

"La manera en que dirigimos nuestra mirada por el rostro de una cara nueva afecta a nuestra capacidad para reconocer a ese individuo después", explica la investigadora Jennifer Heisz, de la universidad canadiense de McMaster, coautora del estudio junto a los académicos de psicología David Shore y Molly Pottruff.

"Tanto los hombres como las mujeres nos fijamos en los ojos, la nariz y la boca. La diferencia está en el número de veces que nos fijamos en cada uno de esos rasgos: dentro de un límite de tiempo concreto, de cinco segundos, las mujeres hicieron más movimientos con los ojos hacia la cara nueva que los hombres", le dijo Heisz a BBC Mundo.

Esa diferencia en el recorrido de la mirada generó después "una memoria superior" entre las mujeres, que quedó patente, según los investigadores, cuando los participantes del experimento volvieron a encontrarse con las caras.

"Nuestro descubrimiento aporta nuevos conocimientos sobre los mecanismos potenciales de la memoria episódica y sobre las diferencias entre los sexos", dijo Heisz.

La memoria episódica está relacionada con sucesos autobiográficos, que pueden ser evocados, y es distinta de otros tipos de memoria humana, como la semántica o la procedimental o empírica.

Patrones subconscientes

Los investigadores analizaron el patrón de visión y reconocimiento facial de 40 hombres y 40 mujeres.

Para ello utilizaron una tecnología que rastrea el movimiento del ojo y así pudieron registrar dónde miraban los participantes mientras les mostraban series de rostros elegidos al azar en la pantalla de una computadora.

Cada cara tenía asociado un nombre, que los participantes debían recordar.

"Encontramos que las mujeres se fijan en los rasgos mucho más que los hombres, pero esta estrategia funciona completamente al margen de nuestra conciencia. Los individuos normalmente no saben en qué se fijan sus ojos, así que es todo subconsciente", explicó la investigadora.

Pero el equipo científico no sabe por qué se dan estas diferencias entre los sexos.

"Podría ser porque las mujeres están más interesadas en la interacción social, pero esto es pura especulación, hay que investigar más", comentó Heisz.

Además de las diferencias entre hombres y mujeres, los investigadores constataron que las mujeres que dirijieron su mirada menos veces hacia los rostros nuevos, es decir, que siguieron un patrón de comportamiento más "masculino", tambien demostraron tener una memoria menos rica a la hora de reconocer las caras.

Otro estudio reciente del Brooklyn College, publicado en septiembre de 2012, concluyó que los ojos de los hombres son más sensibles a los pequeños detalles y a los objetos que se mueven a gran velocidad, mientras que las mujeres son mejores a la hora de distinguir colores.

Según Heisz le dijo a BBC Mundo, ahí podría haber "una conexión interesante".

"Los resultados actuales muestran que los hombres centran más tiempo su atención en un punto, en lugar de hacer un rastreo por toda la cara", declaró.

"Esto podría significar que se están concentrando en unos cuantos detalles, pero esta manera de mirar no conduce a una buena representación mental de la cara para la memoria", explicó.

Una de las inferencias de este estudio, según Heisz, es que todos podemos aprender a rastrear más las facciones y potencialmente desarrollar una mejor memoria, algo que puede ser especialmente útil "para los individuos con deficiencias de memoria, como las personas mayores", apuntó Heisz.

Contenido relacionado