• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Una masacre al día: las cifras de violencia en Estados Unidos

Con la matanza de Oregon, el número de tiroteos masivos en EE UU durante el 2015 llega a 294

Con la matanza de Oregon, el número de tiroteos masivos en EE UU durante el 2015 llega a 294

Un total de 294 tiroteos masivos (los que dejaron al menos 4 heridos) han ocurrido en EE UU en lo que va del 2015

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Una masacre al día, 375 muertos, 1.086 heridos. Son las cifras que retratan las consecuencias de los tiroteos ocurridos en Estados Unidos en lo que va de 2015, según Mass Shooting Tracker (MST).

En los 275 días transcurridos de este año ha habido en ese país 294 tiroteos masivos, aquellos en los que cuatro o más personas resultan heridas de bala, de acuerdo con la información recopilada por la página web de este proyecto que se basa en información pública.

El último de estos sucesos fue la masacre ocurrida este jueves en un centro universitario de Oregon, en la que 9 personas murieron y 7 resultaron heridas por un atacante que murió también abatido por la policía.

El enfado de Obama

El presidente Barack Obama reaccionó con indignación ante lo ocurrido. En una alocución, el mandatario estadounidense no ocultó su frustración ante lo infructuoso de sus esfuerzos para contar con una legislación de control de armas más estricta.

"De alguna manera, esto se ha convertido en una rutina", dijo al lamentar los sucesos.

Las cifras avalan su malestar. Desde que asumió la presidencia en el 2009, ha hecho 15 comparecencias públicas para condenar una matanza de este tipo y pedir el endurecimiento de las leyes sobre porte de armas.

La masacre de Oregon es el tiroteo 994 que se produce desde que Obama resultó reelecto en noviembre del 2012.

Solo en el 2015 ha habido 45 tiroteos en escuelas.

De hecho, desde la matanza de la escuela primaria Sandy Hook, ocurrida el 14 de diciembre del 2012, ha habido 142 incidentes con armas de fuego en centros educativos, aunque en algunos de ellos no se hayan producido víctimas.

Muertes menos visibles

Aunque los tiroteos masivos en las escuelas suelen captar la atención de la prensa de todo el mundo, la mayor parte de las muertes por armas de fuego en Estados Unidos se producen en sucesos menos llamativos que con frecuencia ni siquiera salen en la prensa.

De acuerdo con la web Gun Violence Archive, 9.964 personas han muerto y 20.282 han resultado heridas en el 2015 por el uso de armas de fuego.

El número de personas fallecidas por este tipo de violencia es tan elevado que incluso supera la cifra de víctimas ocurridas en las guerras en las que han participado tropas estadounidenses.

De acuerdo con una investigacón de Politfact, entre 1968 y 2011 murieron en EE.UU. 1,4 millones de personas por el uso de armas de fuego, mientras que en el mismo período fallecieron 1,2 soldados en los conflictos armados en los que participó ese país.

Peor que el terrorismo

En su llamado por un mayor control legislativo del uso y posesión de armas de fuego, Obama recurrió a diversas comparaciones para tratar de demostrar que se trata de un tema que merece un mayor esfuerzo.

"Gastamos un billón de dólares, aprobado numerosas leyes y dedicado agencias enteras a evitar ataques terroristas en nuestro suelo y, sin embargo, tenemos un Congreso que explícitamente nos impide incluso recolectar la información sobre cómo podríamos potencialmente reducir las muertes con armas de fuego. ¿Cómo es posible?, dijo.

El mandatario pidió a los medios de comunicación indagar sobre el número de ciudadanos estadounidenses fallecidos por ataques terroristas durante la última década y lo compararan con la cifra de víctimas mortales por uso de armas de fuego.

De acuerdo con datos del Departamento de Justicia y el Council on Foreign Affairs, unas 11.385 personas han fallecido en Estados Unidos cada año en promedio entre los años 2001 y 2011. En el mismo lapso, unas 517 personas murieron en incidentes relacionados con el terrorismo, pero si este cálculo no incluyera el año 2001, cuando se produjeron los ataques contra las torres gemelas en Nueva York y contra el Pentágono en Washington, el promedio anual sería de 31 muertes.