• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

¿Cuál es la longitud ideal de las pestañas?

Pestañas

La longitud ideal es de un tercio del ancho del ojo |BBC

Las pestañas "interactúan con el aire para mantener la humedad", señala Guillermo Amador autor principal del estudio

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Muchos dirían que cuanto más largas mejor: resaltan el color de los ojos y hacen tu mirada más penetrante.

Sin embargo, su longitud, que equivale a un tercio del ancho del ojo, es exactamente la que deben tener, según un equipo de investigadores del Instituto de Tecnología de Georgia, en Estados Unidos.

Ésta es la medida ideal para que las pestañas cumplan su verdadera función: mantener la humedad de los ojos, según explican en el estudio publicado en el Journal of the Royal Society Interface.

Mecanismo

Tras medir el largo de las pestañas en diversos mamíferos (un total de 22 entre los que se incluyen jirafas, erizos y seres humanos) los científicos notaron que la proporción se mantiene en todos ellos.

"Excepto el elefante (que no sabemos por qué) tiene las pestañas extremadamente largas", le explica a BBC Mundo Guillermo J. Amador, autor principal del estudio.

La investigación no contradice lo que se sabía sobre la función de las pestañas (mantener al ojo limpio) sino que añade información al explicar el mecanismo.

No solo hacen que los ojos se cierren para evitar que les entre polvo sino que "interactúan con el aire para mantener la humedad", señala Amador.

"Las pestañas forman una barrera que controla la corriente del aire y la velocidad de la evaporación en la superficie de la córnea", añade.

Si son más cortas, pero sobre todo, si son más largas, permiten el paso del aire y el ingreso de partículas de polvo en los ojos.

Las desventajas de las pestañas postizas

Para poner a prueba su teoría, los investigadores crearon una suerte de ojo artificial y lo pusieron en un túnel de viento para analizar la reacción.

Así descubrieron la proporción ideal variando la longitud de la pestañas del ojo artificial.

Cuando superaban la proporción ideal, el aire y sus moléculas se dirigían hacia el interior del ojo provocando una evaporación más rápida.

En este sentido, las pestañas postizas, que parecen estar otra vez de moda, representan un problema, a menos que respeten la longitud de las pestañas naturales.

La densidad (cuántas pestañas tiene el ojo) también influye, pero no en la misma medida que el largo. Y en ese sentido, se hace notar la influencia del entorno.

"Por ejemplo, las pestañas de los camellos, que viven en el desierto donde hay mucho polvo, tienen una densidad mucho mayor que las de otros animales".

Pero en el caso de los ratones, que en función de su hábitat necesitan que sus ojos reciban más luz, se mantiene la proporción del largo pero la densidad es más baja, hace notar Amador.

En cuanto a las aplicaciones de este estudio, los investigadores creen que pueden servir para crear tecnologías para proteger los lentes de las cámaras o los sensores.

El resultado de la investigación "también puede aplicarse en el caso de los paneles solares, añadiendo una especie de pestañas falsas. Es decir, en toda superficie que necesite mantenerse limpia, pero permitiendo el paso de la luz", dice Amador.