• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

El lado salvaje de los pingüinos

Pingüinos Adelie / BBC Mundo

Pingüinos Adelie / BBC Mundo

Detalles íntimos de la conducta alimentaria de los pingüinos Adelie fueron capturados en cámara por un equipo de científicos japoneses

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El andar torpe y erguido de los pingüinos despierta ternura y simpatía en quien los observa. Pero cuando de alimentación se trata, aparece su faceta más salvaje.

Detalles íntimos de la conducta alimentaria de los pingüinos Adelie fueron capturados en cámara por un equipo de científicos japoneses.

Enganchando cámaras de video y acelerómetros a pingüinos en libertad, los investigadores pudieron obtener una visión única de sus técnicas de caza.

En cámara, los pingüinos Adelie adoptaron distintas estrategias dependiendo de si estaban cazando peces o krill (camarones antárticos).

Los hallazgos se publicaron en la revista PNAS.

El científico y líder de la investigación, Yuuki Watanabe, del Instituto Nacional de Investigaciones Polares en Tokio, Japón, le dijo a la BBC: "buscar comida es la actividad más básica de los animales, pero los detalles de su comportamiento al hacerlo son poco conocidos, sobre todo en los animales marinos".

Aunque estudios anteriores habían analizado a los pingüinos Adelie (Pygoscelis adeliae) mediante el uso de cámaras y de tecnología sensorial, los resultados habían sido limitados.

"Algunos investigadores habían atado cámaras a las aves marinas para observar su comportamiento alimentario, pero solo por unas pocas horas".

"En otros estudios, les habían enganchado sensores para obtener señales indirectas de la forma en que capturan sus presas. Este método se usó durante mucho tiempo, pero nunca fue validado en el campo", señaló Watanabe.

Para superar estas dificultades, los científicos japoneses decidieron aplicar una combinación de secuencias de video y señales indirectas.

Las señales indirectas incluyen la aceleración de la cabeza, los cambios de temperatura en el tracto digestivo y movimientos de pico. Todas ellas indican que el proceso de alimentación pudo haber ocurrido.

Las tecnologías modernas permiten utilizar acelerómetros lo suficientemente pequeños para atar dos a cada pingüino - uno en la cabeza y otro en la parte posterior.

"Grabamos ambas cosas: videos y señales indirectas, y logramos confirmar las señales indirectas con ayuda de las tomas de video", explicó Watanabe.

"Asumíamos que los pingüinos movían sus cabezas a la vez que su cuerpo cuando capturaban a sus presas, y finalmente lo pudimos confirmar con las imágenes".

Gracias al uso de estos métodos, el equipo fue capaz de determinar cuándo y cómo se alimentan los pingüinos.

Comida rápida

Con los resultados de ambas tecnologías, los científicos pudieron extraer nuevas conclusiones sobre la estrategia de alimentación de los pingüinos Adelie.

La zona de caza de los pingüinos está cubierta en gran parte por hielo marino, y sus principales fuentes de alimentación son dos especies de krill y el Pagothenia borchgrevinki, un pez cuya sangre contiene proteínas anticongelantes.

El krill antártico (Euphausia superba) es un crustáceo parecido al camarón que crece hasta unos 6 cm de largo.

El krill es una parte importante del ecosistema antártico, ya que alrededor de la mitad de su biomasa es consumida anualmente por depredadores marinos, como pingüinos, calamares, ballenas y peces.

En las imagenes se observa cómo los pingüinos nadaron hacia arriba y luego cambiaron de dirección en el momento de la depredación, con movimientos veloces de cabeza.

El equipo descubrió que los pingüinos Adelie pueden atrapar krill a una velocidad de hasta dos por segundo, a pesar de que los krill manifiestan la voluntas de escaparse.

Además, los investigadores encontraron que el uso del camuflaje como mecanismo de defensa de los peces P. borchgrevinki no funciona con los pingüinos Adelie.

Las aves marinas eran capaces de capturar a los peces desde abajo, la dirección desde la que se camuflan los peces contra el fondo del hielo marino.

"Me sorprendió cómo los pingüinos capturaban repetidamente a los peces P. borchgrevinki bajo el hielo marino. Este pez es conocido por sus habilidades de camuflaje", dijo Wanatabe.

La tecnología utilizada para sustentar los descubrimientos puede tener otras aplicaciones que permitirían continuar con estudios similares, que busquen "entender la variabilidad espacial y temporal de la conducta alimentaria".