• Caracas (Venezuela)

BBC Mundo

Al instante

Los francotiradores que protegen pingüinos

Autoridades australianas emplean a francotiradores para que actúen de "guardaespaldas" de pingüinos

Autoridades australianas emplean a francotiradores para que actúen de "guardaespaldas" de pingüinos

Ya son nueve los pingüinos que fueron devorados en las playas de Sydney, la capital de Australia

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los pingüinos azules no tienen ya qué temer. A partir de ahora vivirán protegidos... por guardaespaldas francotiradores.

Ya son nueve los pingüinos que fueron devorados en las playas de Sydney, la capital de Australia, en las últimas dos semanas.

Y nueve son muchos para las autoridades australianas de vida silvestre.

Por ello, el servicio de Parques Nacionales y Vida Silvestre del país decidió emplear francotiradores para proteger en la noche a una colonia de 120 de estas pequeñas aves, tras los recurrentes ataques.

Se cree que los responsables serían zorros o perros, de acuerdo a las mordeduras que se muestran en las autopsias de los pingüinos.

El llamado pingüino azul, por el color de su plumaje, es el más pequeño de su especie y aunque no se encuentra en peligro de extinción, algunas colonias están amenazadas por ataques de pequeños cazadores.

A la caza

Dos francotiradores montaron guardia en la noche este domingo en un intento fallido de disparar y descubrir al animal responsable.

"No hemos tenido suerte hasta ahora en encontrar al que ha hecho esto, por lo que seguiremos intentándolo", dijo una portavoz del servicio, según cita el Sydney Morning Herald y añadió: "Esto es sólo un microcosmos de la devastación que los zorros pueden causar en algunas zonas".

El equipo no quiere dejar escapar al culpable por lo que, de acuerdo al medio local, los trabajadores del servicio están armados con cámaras de rayos infrarrojos para detectar los movimientos de los zorros -o del misterioso atacante- en la noche, así como cebos para estos animales.

"Estaremos todo el tiempo que sea necesario", sentenció.

El centro para el medio ambiente de Manly, en el norte de Sydney, ya ha puesto en marcha su propia patrulla para proteger a las aves pero ha dicho que sus esfuerzos se han visto obstaculizados debido a que algunos de los ataques han tenido lugar en las playas privadas, donde el acceso es restringido.

Los ataques estaban ocurriendo al atardecer, cuando los pingüinos regresan a tierra, dijo una portavoz del centro. Hasta dar con el "agresor", instó a los dueños de perros a mantener a sus animales con correa.